MENÚ
miércoles 14 noviembre 2018
09:43
Actualizado
  • 1

Luis Argüello pide que se modifique la elección de las asignaturas optativas en Bachillerato para no marginar a la Religión

El obispo auxiliar de Valladolid recuerda que el 73% de los alumnos están matriculados en esta materia

  • Luis Argüello atiende a la prensa en presencia de la delegada de Enseñanza de la Diócesis de Valladolid, Julia Gutiérrez
    Luis Argüello atiende a la prensa en presencia de la delegada de Enseñanza de la Diócesis de Valladolid, Julia Gutiérrez
Valladolid.

Tiempo de lectura 2 min.

10 de enero de 2018. 20:42h

Comentada
Valladolid. 11/1/2018

El Obispado de Valladolid va a pedir a la Consejería de Educación que se modifique el actual sistema de elección de las asignaturas optativas en Castilla y León, ya que consideran que el actual mecanismo, dividido en bloques de cuatro materias, discrimina a la Religión.

Asimismo, recuerdan que según marca la Lomce, las comunidades autónomas tienen competencias respecto a las disciplinas optativas y que, en el caso de la provincia de Valladolid, desde Primaria hasta Bachillerato están matriculados en Religión más de siete de cada diez alumnos. «No queremos que la Religión tenga privilegios sino que se haga Justicia y se cumpla la ley», decía ayer el obispo auxiliar de Valladolid, Luis Argüello.

En este sentido, el religioso palentino advertía que con el actual mecanismo de elección de optativas en 1º Bachillerato -ya que en 2º ya no existe esta posibilidad-, los alumnos tienen «complicado» acceder a la asignatura de Religión al enfocar las opciones a su futuro universitario. Y ponía como ejemplo, que si un escolar que haya estudiado francés durante su etapa de Enseñanza Secundaria Obligatoria (ESO) quiere apuntarse a Religión en 1º de Bachillerato perdería la opción de escoger el idioma galo como optativa. Al respecto, la delegada de Educación de la Diócesis de Valladolid, Julia Gutiérrez, destacaba el aumento durante este curso de escolares de Secundaria que han elegido Religión tanto en la enseñanza pública como privada y concertada, entre el 65 y 73 por ciento, que baja a menos de la mitad en Bachillerato

De la misma forma, Argüello llamaba la atención del problema al que se enfrentan también los profesores de Religión cada curso. «Tienen que ganarse a los alumnos cada año, ya que sus horas de trabajo y sus contratos están en juego en función de los matriculados», denunciaba el obispo auxiliar, mientras apuntaba que esta «presión añadida» que tienen los docentes de Religión no la tienen los profesores de otras asignaturas.

Finalmente, el prelado ponía en valor la asignatura de Religión, tanto por su aportación a la educación de la persona y a la formación integral de los niños y jóvenes, como porque supone una propuesta «intercambiable» con las humanidades, en un momento, decía, en el que las asignaturas de Humanidades, como el arte, la historia o el latín, «están perdiendo peso en detrimento de otras más técnicas y con más salida laboral».

El obispo auxiliar de Valladolid se expresaba así al presentar la I Olimpiada de Religión Católica «RelitCat Games», que se celebrará en Valladolid. El 17 de este mes de enero se celebrará la prueba individual, de tipo test sobre la asignatura de Religión y moralidad católica, mientras que el 10 de marzo será la prueba por equipos de tres personas. Más lúdica y en la que los participantes tendrán que afrontar pruebas como responder a una pregunta buscando en la biblia o adivinar términos que se explicarán mediante gestos.

Últimas noticias