MENÚ
martes 18 junio 2019
02:01
Actualizado

Barcelona alerta de un aumento de los casos de sífilis y gonorrea

Las apps facilitan contactos sexuales y los jóvenes bajan la guardia con el preservativo

  • Un 11,6% de los jóvenes entre los 15 y los 34 años de Barcelona no utilizan ningún método anticonceptivo
    Un 11,6% de los jóvenes entre los 15 y los 34 años de Barcelona no utilizan ningún método anticonceptivo
Barcelona.

Tiempo de lectura 4 min.

30 de enero de 2018. 07:52h

Comentada
Barcelona. 30/1/2018

El 3 de enero de 1889 hacía frío en Turín. Las calles estaban nevadas, pero en una plaza cubierta de nieve, un hombre poco abrigado se acercó a un caballo y lo abrazó. El hombre lloraba y lo acariciaba. Estaba apenado porque su dueño, un carretero italiano, lo había fustigado. Tras este arrebato de empatía, el defensor del caballo cayó al suelo. El patrón de la casa donde se alojaba, lo recogió y lo llevó a su habitación. Cuando se despertó empezó a escribir una serie de cartas sin sentido. En el remitente ponía Friedrich Nietzche. Tras este brote psicótico causado por la sífilis, el filósofo alemán no escribió más textos de filosofía. Pasó los once años que le quedaban de vida en un estado de locura incoherente, bebía su orina y mataba el tiempo hecho un bicho bola en cualquier rincón.

Si no se trata, aunque el enfermo no tenga síntomas en años, la sífilis puede causar complicaciones graves, como una demencia o un aneurisma. La Agencia de Salud Pública de Barcelona (ASPB) no ha tratado ningún caso grave de sífilis en los últimos años, pero sí muchos casos leves, úlceras en los genitales o en la boca, los síntomas que presenta la enfermedad en su primera fase.

En 2016, se detectaron 720 casos nuevos, 212 casos más respecto al año anterior. Los médicos también detectaron el doble de casos de gonorrea, 588 en 2015 y 1.072 en 2016. Como son dos enfermedades que se tratan con penicilina, la gente ha bajado la guardia y no utiliza el preservativo como hacía en los años ochenta, cuando el sida causaba estragos. Según, datos del Ayuntamiento de Barcelona, el 11,6 % de los jóvenes entre 15 y 34 años no utilizan ningún método anticonceptivo.

Los portadores del VIH parecen ser más precavidos. Esta enfermedad de transmisión sexual registra una tendencia a la baja, en 2016, se detectaron 320 casos. En 2015, se diagnosticaron 385 casos.

La directora del Observatorio de la ASPB, Maribel Pasarín, alertó de que las causas de este aumento de sífilis y gonorrea no es atribuible a una sola causa. Tampoco es exclusivo de Barcelona, es una tendencia que preocupa a las grandes ciudades europeas. Si bien se ha mejorado el diagnóstico precoz, los expertos apuntan que el cambio de hábitos sexuales y las aplicaciones que facilitan el encuentro de parejas sexuales tienen que ver con este aumento de infecciones de transmisión sexual (ITS).

Pasarín alerta de que «hay más parejas simultáneas, más sexo en grupo y presencia de drogas que ayudan a desinhibirse y olvidarse del uso del preservativo». Lo mismo pasa con la práctica del Chemsex –maratones sexuales con droga–, que el Ayuntamiento aborda como un problema de salud publica. Pese no haber detectado un aumento –200 casos en 2016–, está alerta para evitar que se desmadre como en Londres. Como el colectivo más afectado por las ITS son hombres que practican sexo con hombres, el Ayuntamiento ofrece a los usuarios de apps como Grindr, Wapo, Planet Romeo o Tindr información. Se facilitaron 4.000 análisis y se detectaron 6 VIH y una decena de sífilis. Para frenar las ITS, el Ayuntamiento aumenta el presupuesto un 42%, hasta los 1,18 millones.

Últimas noticias