MENÚ
sábado 12 octubre 2019
18:11
Actualizado

El Clínic, pionero en Europa en implementar la biopsia líquida para evaluar los genes de enfermos de cáncer

El hospital barcelonés será el primer centro europeo en utilizar uno de los análisis de sangre más avanzados que hay para mejorar el diagnóstico y el tratamiento de los pacientes

  • Javier García-Corbacho, Iris Faull, Antonio Martínez y Aleix Prat celebran el acuerdo que permite dar un paso en la lucha contra el cáncer
    Javier García-Corbacho, Iris Faull, Antonio Martínez y Aleix Prat celebran el acuerdo que permite dar un paso en la lucha contra el cáncer
Barcelona.

Tiempo de lectura 2 min.

18 de septiembre de 2019. 15:57h

Comentada
Montse Espanyol Barcelona. 18/9/2019

Hasta hace bien poco, la única manera de saber cómo evolucionaba un cáncer era extraer una muestra del tejido tumoral y analizarla. Para el paciente era un engorro, pues hacía falta una punción, una incisión o incluso cirugía. Además, no permitía hacer un seguimiento de la evolución de la enfermedad. Pero la ciencia avanza a pasos de gigante y llegó la biopsia líquida, que con un sólo análisis de sangre ofrece a los médicos igual o más información que analizando un trocito de tumor. Además de abrir la puerta a un diagnóstico precoz, permite monitorizar el tratamiento e identificar terapias dirigidas y más precisas. El principio es fácil: los tumores eliminan parte de su ADN a la sangre. Y ahora empieza a haber técnicas capaces de identificar este ADN en una muestra sanguínea.

El oncólogo Josep Baselga asegura que «la biopsia líquida permitirá curar un 25% más de tumores, que es una barbaridad». Mientras que jefe del Servicio de Oncología Médica del Hospital Clínic, Aleix Prats, comparte que «la biopsia líquida tiene un potencial enorme en oncología», aunque precisa que «sólo estamos viendo sus primeros pasos». Uno es el que dio ayer el Servicio de Oncología Médica y el Servicio de Anatomía Patológica del Hospital Clínic que firmó un acuerdo con la empresa norteamericana Guardant Health Inc para poder implementar uno de los test de biopsia líquida más avanzados que existe. Se llama Guardant-360 y permite evaluar alteraciones en 74 genes relevantes de numerosos tumores sólidos.

La técnica está pensada para hacer un seguimiento de los pacientes que tengan un cáncer avanzado con la idea de identificar terapias dirigidas y más precisas. A través de un análisis de sangre se podrá hacer una evaluación genética rutinaria en la sangre. Además de minimizar los riesgos de complicación, pues se trata de una técnica mucho menos invasiva que extraer una muestra de tumor, el coordinador de la Unidad de Ensayos Clínicos del Instituto de Hemato/Oncología del Clínic, Javier García-Corbacho, precisa que en pocos días se puede descubrir si el cáncer tiene mecanismos de resistencia a un tratamiento concreto. De esta manera no se pierde tiempo ni esfuerzo. «Además, el test permitirá identificar pacientes con alteraciones genéticas raras que podrían beneficiarse de fármacos muy precisos», añade.

Con este acuerdo, el Clínic se convertirá en el primer hospital europea que podrá evaluar genes de enfermos de cáncer. En una primera fase se analizarán muestras de cáncer de pulmón, colorrectal, de páncreas, de glándulas salivales, colangiocarcinoma, carcinoma papilar de tiroides y en luego se extenderá a pacientes con cánceres más avanzados.

Últimas noticias