El Govern avisa a ERC de que no habrá consulta sin presupuestos

Junqueras mantiene su incógnita sobre su apoyo a las cuentas de 2013

Homs replica a Junqueras que se mantiene 2014 como fecha para la consulta
Homs replica a Junqueras que se mantiene 2014 como fecha para la consulta

La firma de Oriol Junqueras en el acuerdo de legislatura que cerró con Artur Mas no vale lo mismo que la de un aval hipotecario. En el pacto que firmó con CiU, Esquerra se comprometió a aprobar los presupuestos. Es más, forzó que el acuerdo recogiera, entre otras cosas, que los próximos presupuestos recuperen el impuesto de sucesiones y graven refrescos azucarados. Esquerra pretendía mitigar un 25 por ciento los recortes con la recuperación e imposición de nuevos impuestos. Pero desde hace semanas, viene alertando de que su apoyo a los presupuestos peligra.

Primero, con la excusa de que el Govern no le había consultado nada sobre los nuevos ajustes que sufrirán los funcionarios este año, Junqueras avisó a Mas de que no garantiza el voto afirmativo de ERC a las cuentas. Luego expuso la consulta como pretexto, que había de convocarse cuando antes. Junqueras, incluso, aceptó entrar en el gobierno catalán, si CiU concreta ya la fecha y la pregunta de la consulta.

Pero los argumentos de ERC, al Govern le parecen romances. El portavoz del gobierno catalán, Francesc Homs, recordó ayer a ERC que, al margen de tener un acuerdo firmado, sin presupuestos no hay consulta soberanista. Más claro el agua. Si ERC quiere que se celebre la consulta, ha de aprobar los presupuestos de este año porque «una cosa va unida con la otra», advirtió Homs. «Para que haya consulta debe haber un gobierno que la organice y para que haya un gobierno operativo debe haber unos presupuestos» concluyó.

Homs subrayó que la prioridad del gobierno catalán es evitar que el Estado fije un déficit del 0,7 por ciento a las autonomías. De darse un escenario donde las condiciones de déficit son inasumibles, entonces, «sí que los partidos y el Govern podrían decidir que no se pueden hacer los presupuestos que exige Madrid».

Recortes sí o sí

La Generalitat negocia con el Gobierno que el objetivo de déficit recaiga sobre las autonomías de forma equitativa. Aunque contempla que el objetivo de déficit, finalmente, sea del 2 por ciento, recordó a ERC que igualmente se tendrán que hacer recortes, que las nuevas figuras impositivas que recoge el acuerdo no bastarán para evitar nuevos ajustes.

Tras insistir que el debate sobre la fecha de la consulta está más que superado –el pacto de legislatura ya dice que se hará en 2014–, invitó a ERC a trabajar para tener las herramientas que permitan convocar el referéndum. Pero el discurso de Homs no conmovió a ERC que ahora dice que desvincula la consulta de los presupuestos porque se negocian en paralelo. ERC no aclara si apoyará las cuentas, lo que dio pie al PP a pensar que el Govern ha entrado en un «bucle diabólico y perverso» porque está a expensas de los republicanos. El PSC, que se postula como alternativa para apoyar los presupuestos, exige al Govern que priorice la crisis, que la consulta sea pactada con el Gobierno y que deje la excursión descontrolada hacia la independencia.

El Parlament admite a trámite la ley de consultas

El Parlament dio ayer otro paso para tener las herramientas necesarias para poder convocar la consulta en 2014. Admitió a trámite la ley de consultas populares no refrendarias y participación ciudadana. El texto fue redactado en ponencia conjunta y firmado por CiU, ERC, PSC, ICV y la CUP. El siguiente paso es que llegue a la comisión de Asuntos Institucionales, donde se deberá decidir si se hacen nuevas comparecencias y donde los grupos podrán presentar enmiendas. Tras este trámite, llegará al pleno para su aprobación definitiva. La proposición regula las convocatorias de consultas populares diferentes a los referendos con carácter no vinculante.