MENÚ
martes 15 octubre 2019
01:57
Actualizado

Los vecinos de Barcelona se echan a la calle para protestar contra Colau por la inseguridad

Varios centenares de ciudadanos marchan desde diferentes puntos de la ciudad y confluyen en la Plaza de Sant Jaume, frente al Ayuntamiento

  • Más de 500 personas se manifiestan "por el civismo y la seguridad" en Barcelona
    Más de 500 personas se manifiestan "por el civismo y la seguridad" en Barcelona /

    EP

Barcelona.

Tiempo de lectura 2 min.

15 de septiembre de 2019. 18:07h

Comentada
A. Martínez.  Barcelona. 14/9/2019

Los vecinos de Barcelona echaron a la calle durante la tarde del sabado para expresar su hartazgo contra la gestión de Ada Colau en materia de seguridad. Según cifras de la Guardia Urbana, alrededor de un millar de personas se concentraron en la Plaza Sant Jaume, donde se encuentra el Ayuntamiento. Una vez allí, se leyó un manifiesto frente al consistorio mostrando el malestar existente entre los vecinos. En la lectura de este, se apeló a la alcaldesa de Barcelona, y al conseller de Interior de la Generalitat, Miquel Buch para que: “Implementen actuaciones inmediatas, eficaces y duraderas para que los ciudadanos podamos vivir y convivir en paz”.

Las protestas desarrollaron sin incidentes pese a que había amenazas de boicot por parte de algunas organizaciones afines a la alcaldesa. La manifestación fue promovida por la plataforma “Tsunami Veïnal”, que agrupa a muchas entidades y colectivos de la ciudad, y también se ha unido CSIF, el sindicato mayoritario en la Guàrdia Urbana. Con ruido y canticos en contra de la situación barcelonesa los manifestantes fueron llegando a la plaza Sant Jaume sin problemas. Lo más repetido era la necesidad de “seguridad”, especialmente por parte de los vecinos de La Barceloneta, barrio que en los últimos años ha estado en el punto de mira de la delincuencia.

El teniente de alcalde en seguridad, Albert Batlle, a diferencia de la alcaldesa, si recibió a los manifestantes y les emplazó a tener una reunión más adelante. Esto vuelve a demostrar una vez más como ya sucedió en verano, los diferentes puntos de vista dentro del gobierno barcelonés a con la situación en la ciudad condal.

En poco más de dos meses, Barcelona ha registrado nueve homicidios (13 en lo que va de año), y durante el primer semestre del año han vuelto a crecer los delitos un 9 por ciento. Una tendencia que se ha instalado desde que Colau aterrizara en la alcaldía de la ciudad y sigue lejos de remitir.

Últimas noticias