MENÚ
lunes 10 diciembre 2018
17:12
Actualizado

Trece árboles de Navidad

La Solidarity Xmas Tree recauda 106.500 euros para diversas entidades benéficas

  • Además de una importante recaudación para fines benéficos, como la lucha contra el Alzheimer o hacer felices a los más pequeños, la original iniciativa permite que el paseo de Gràcia tenga un mayor espíritu navideño
    Además de una importante recaudación para fines benéficos, como la lucha contra el Alzheimer o hacer felices a los más pequeños, la original iniciativa permite que el paseo de Gràcia tenga un mayor espíritu navideño
Barcelona.

Tiempo de lectura 4 min.

07 de diciembre de 2018. 08:29h

Comentada
Montse Espanyol.  Barcelona. 7/12/2018

ETIQUETAS

Cuenta la leyenda que junto al portal de Belén donde nació el niño Jesús había tres árboles: una palmera, un olivo y un pino. Al ver a tanta gente ir y venir con regalos para el recién nacido, los tres sintieron el deseo de ofrecerle algo al niño Jesús. La palmera tuvo una idea. Como no podía darle dátiles porque aún era muy pequeño, rompió una de sus ramas y la colocó cerca de la cuna para poder abanicarlo con dulzura sin despertarlo cuando hiciera calor. El olivo fue a lo práctico. «Le haré aceite con mis olivas y se lo daré a su madre, la Virgen María, para que le haga comida», dijo. Pero el pino no sabía que ofrecerle. Estaba triste porque la palmera y el olivo le decían: «No le des al niño tus hojas que son como agujas y le harás daño». «Tú no tienes nada qué regalar», le repetían.

Cada día que pasaba la pena del pino crecía. Y se hizo tan grande que un ángel que pasaba por allí vio su dolor y decidió ayudarle. Pidió a las estrellas que bajaran del cielo y se posaran en sus ramas. El pino se llenó de estrellas y era tanta la luz que desprendía que servía de guía para todos aquellos como Melchor, Gaspar y Baltasar que querían ir a Belén a conocer a Jesús.

Desde entonces, cuando llega la Navidad, en todos los hogares hay un árbol con una estrella para que los Reyes de Magos no pasen de largo. Hay árboles grandes, vistosos, escuálidos, cargados de adornos, incluso, árboles que no son pinos, sino un montón de regalos colocados con la suficiente gracia para que dibuje el contorno de un abeto navideño, como el que Loewe diseñó para el Solidarity Xmas Tree, la cena benéfica para recaudar fondos para la Fundación Pequeño Deseo y la Fundación Pasqual Maragall que se celebra en el Majestic Hotel & Spa Barcelona. La velada tuvo lugar el pasado lunes. La original manera de recaudar fondos es subastando 13 árboles de navidad creados por 13 marcas de lujo del Paseo de Gràcia: Alfons&Damián, Brunello, Cucinelli, Cartier, Castañer, Christian Louboutin, Ermenegildo Zegna, Etro, Loewe, Luzio, Lydia Delgado, Natura Bissé, Rabat y Santa Eulàlia. Los 106.500 euros que se recaudaron servirán para luchar contra el Alzheimer y para hacer realidad los deseos de niños que enfermedades crónicas o de mal pronóstico. Desde la Fundación Pequeño Deseo, cuentan que «está demostrado científicamente que el cumplimiento de un deseo genera en el niño emociones positivas que tienen un efecto enorme en su bienestar y mejora física».

Flavia Hohenlohe, presidenta de Sotheby’s España condujo la subasta que logró pujas que superaron todas las expectativas. «Este año hemos superado las expectativas», aseguró Bettina Farreras, fundadora de Togetherplus e impulsora de este proyecto solidario al que asistió una gran representación de la sociedad civil catalana y de la vida empresarial de Barcelona como Sonsoles Díez de Rivera, marquesa de Llanzol e impulsora del Museo Balenciaga; Diana Garrigosa, esposa de Pasqual Maragall; Cristina Valls-Taberner; Isabel Suqué; Rafael Soldevila, Eva Vilallonga o Monty Parera, delegada de La Razón Cataluña.

Trece se llevaron a casa árboles de lo más atrevido, como el que Christian Louboutin adornó con zapatos; extra colorido, como el de Lydia Delgado, o de una elegancia exquisita como el de Santa Eulàlia. Cada uno con la filosofía de la casa a la que representan, pero todos con estrella, para que la noche del 5 de enero, Melchor, Gaspar y Baltasar no pasen de largo.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs