MENÚ
martes 23 julio 2019
08:36
Actualizado

Primera orden “ilegal” de la alcaldesa de Alcorcón a los pocos minutos de ser elegida

Pidió que se abrieran las puertas del salón de plenos superando todos los límites de aforo

  • Natalia de Andrés, candidata del PSOE, ha sido elegida este sábado alcaldesa de Alcorcón / Efe
    Natalia de Andrés, candidata del PSOE, ha sido elegida este sábado alcaldesa de Alcorcón / Efe

Tiempo de lectura 2 min.

16 de junio de 2019. 15:29h

Comentada
Rocío Ruiz 15/6/2019

Acababa de jurar su cargo como alcaldesa de Alcorcón y Natalia de Andrés (PSOE), ya cometió la primera “ilegalidad”, según ha denunciado el PP, que considera que “es la primera alcaldesa de España que vulnera la ley en tiempo récord”.

Natalia de Andrés tomó posesión de su cargo en el centro cultural Los Pinos de la localidad del sur, donde se celebran habitualmente los plenos y, después de jurar su cargo, tomó la palabra desde la Presidencia para avisar a los presentes de que iba a abrir las puertas del edificio al público que estaba concentrado en la calle (simpatizantes de PSOE y de Podemos), a pesar de que todos los asientos estaban ocupados. Lo hizo con el argumento de que “el PP siempre había cerrado las puertas al pueblo”.

Algunos testigos aseguran que entraron más de un centenar de personas exaltadas a las que no se tomó nota de su identificación, lo contrario de lo que se suele hacer habitualmente. “No sólo se superó el aforo centro cultural, sino que se obstruyeron todas las vías de salida, la alcaldesa dio una orden contraria a los planes de evacuación y emergencia y las sanciones por esta causa suelen ser de más de 700.000 euros”, explicaron desde el PP. “Han puesto en peligro la seguridad de las personas que estábamos allí porque, si hubiera ocurrido algo, no hubiéramos podido salir. Ha jugado con fuego y nos ha puesto en una situación de riesgo a todos”, añadieron.

Se da la circunstancia, además, de que Natalia de Andrés tiene una petición formal de la Fiscalía de cinco años de inhabilitación que está a la espera de ser vista para sentencia por la quiebra de la empresa municipal Emgiasa y está condenada por injurias y calumnias al PP.

A esto se suma que el concejal del PSOE Miguel González, apodado “Miguelón” o “el broncas”, dio la orden a la Policía para que cerrara la puerta por la que habitualmente los concejales abandonan el salón de plenos y que conecta con el aparcamiento. Eso obligaba a todos los ediles a abandonar la sala por la puerta principal. Desde el PP creen que el edil socialista y mano derecha de la recién nombrada alcaldesa lo hizo con la intención de que sus concejales atravesaran la muchedumbre de simpatizante del PSOE y de la formación morada (con la que los socialistas han pactado) y tuvieran que exponerse al tumulto y a los insultos incluidos, como aseguran algunos que así ocurrió. “La puerta que cerró podría haberse utilizado como de emergencia”, lamentaron. El PP ahora ya está redactando una denuncia.

Últimas noticias