En esta estancia de ultra lujo en las Seychelles no te cruzarás con nadie desconocido

¿Qué te parecería desintoxicarte por completo del ritmo frenético del día a día? Puedes hacerlo durante una semana en una isla paradisíaca de las Seychelles, propiedad de Six Senses Zil Payson, que se ha marcado el objetivo de hacerte mejor persona con este pack especial

Y es que su propio nombre lo indica, la isla Felicité está ubicada en el epicentro del paraíso y rodeada de inmensas playas cristalinas de corales que a su vez están arropadas por enormes rocas de granito, esas que le dan más belleza y misterio al entorno virgen.

Disfrutar de la naturaleza será de lo único que tengas que preocuparte en la isla Felicité. El resto de los casi tres kilómetros en lo que conviven entorno y resort, son para vivir, con quien quieras y como quieras. Un resort formado por veintiocho villas que están aisladas y rodeadas de vegetación, con su propia piscina privada y formadas por uno o dos dormitorios, además de dos elegantes residencias de tres y cuatros habitaciones con vistas al Océano Índico.

En una isla donde reina la intimidad, no existe la necesidad de tener que cruzarte con nadie que no conozcas, ya que mas de un tercio de la isla es paisaje. Si adquieres el paquete ofertado por Six Senses, podrás llevar contigo hasta a diecinueve personas más a la isla.

Por otro lado, cabe destacar que ya el viaje comienza de manera única, a Felicité llegaréis en lancha motora nada más aterrizar en Seychelles, aunque, si lo preferís, podréis aventuraros en un paseo en helicóptero y disfrutar de las vistas desde las alturas.

Y así como la flora, la fauna salvaje y el personal de la isla, que te aseguran una estancia perfecta, también formarán parte de tu experiencia como compañeros especiales. Una experiencia en la que el primer paso será elegir vivir esos días alojado en una villa o en una residencia.

Después de ello, viene la elección del resto de los servicios, como la de un menú diario a medida. También será posible disfrutar del spa de cinco villas que el resort pone a disposición sus veinte huéspedes, adueñaros de la piscina privada y tener acceso al resto de instalaciones de Felicité (biblioteca, enfermería, equipo de experiencias, lavandería, gimnasio...).

En una semana también hay tiempo para la aventura. Por eso, el paquete de Six Senses incluye, además, una serie de actividades entre las que se encuentran las clases de educación marina, cenas exclusivas elaboradas a base de productos orgánicos de su propio jardín, sesiones de degustación de champán mientras se vislumbra el hermoso atardecer o expediciones de snorkel. ¿El precio del paquete? 330.000 euros la semana.