¿Recuerdas el Le Mans de 1977? Entonces no te pierdas el nuevo Aston Martin Victor

¿Quién más podría hacer una pieza de estas características, si no es la División Q de Aston martin? El departamento de customización de Aston Martin ha hecho posible este sueño invirtiendo miles de horas.

El equipo encargado de dar vida al nuevo Aston Martin Victor ha querido reunir lo mejor de cada modelo. Para ponerle nombre a un coche diseñado en base a las líneas estéticas del V8 Vantage, el DBS o el RHAM de Le Mans, la casa ha querido hacer un honor especial a Victor Gauntlett, el magnate que hizo posible el renacimiento de Aston Martin y que la salvó de la quiebra.

También han aunado detalles del exterior de tres de los clásicos de la Aston de los años 70 y 80 más aclamados por los coleccionistas, el Aston Martin One-77, el Aston Martin Vulcan de serie limitada y Gran Tourer en un solo vehículo, y después le han dotado de las últimas tecnologías más novedosas, aunque para sorpresa de todos, tiene cambio manual.

El resultado de esta impresionante fusión ha dado como fruto el que posiblemente sea el mejor coche de la firma británica de automóviles de lujo, que lo ha presentado por sorpresa en el Concurso de Elegancia de Hampton Court Palace.

La parte que corresponde al Aston Martin One-77 se aprecia en el chasis del Victor, que está fabricado con materiales ultraligeros como la fibra de carbono para el monocasco y el aluminio. Por otra parte, las suspensiones que utiliza son las derivadas del Vulcan, ajustables en seis posiciones, llantas con tuerca central, parabrisas, lunas y techo, mientras que la carrocería está basada en el Grand Tourer.

El lujoso interior de este nuevo monstruo de las carreteras incluye acabados insuperables. En él, se mezclan la fibra de carbono junto con la madera de nogal para darte un toque de distinción único, que se vislumbra en el salpicadero y en los detalles del pomo de cambio de marchas. También han empleado el uso del materiales de primera calidad como el cuero, aluminio, titanio y lana de cachemira.

Pero lo mejor está en el corazón del Aston Martin Victor, que posee el motor del mítico One-77 con unas mejoras considerables gracias al trabajo de Cosworth, es un V12 de 7,3 litros con una potencia de 847 caballos y 821 Nm, en lugar de los 760 CV y 750 Nm que tenía el original. Se le puede considerar el Aston Martin manual más potente de la historia.

Así, aunque no se ha desvelado el precio final del Victor, la casa ha dejado caer que es oficialmente un modelo único, del que solo se venderá una unidad, por lo que no habrá dos iguales, y que estará por encima de los dos millones de libras.