Nunca has visto un avión con unas cabinas tan lujosas como las de British Airways

Sobrevolar el cielo de la manera más confortable posible, es todo un privilegio. Con British Airways, la comodidad está asegurada y el lujo, también.

El año pasado, la compañía británica implementó en sus nuevos aviones, unos asientos de cama plana para sus exigentes clientes, cumpliendo de esta manera las necesidades que tienen para sus viajes.

El primer avión que contó con este servicio fue el Airbus 350, en el que se llevó a cabo un exitoso diseño experimental 1-2-1 con asientos Club Suite controlables a través de la pantalla táctil, que permiten que cada pasajero tenga acceso directo al pasillo sin obstáculos, además de disponer de wi-fi, pantallas de entretenimiento en vuelo HD de 18.5 pulgadas y puntos de conexión USB y para PC.

Gracias a esta remodelación tan necesaria y a que el asiento de clase ejecutiva Club Suite de British Airways ofrece mayor privacidad, almacenamiento y espacio personal que el resto de las aerolíneas, se ha convertido en líder en el mercado europeo.

Para la modificación llevada a cabo hace relativamente poco tiempo, la aerolínea más famosa de Reino Unido tomó como referente al mejor asiento de su clase, el Super Diamond de Collins Space, pero añadiendo una serie de extras que marcan la diferencia y le hacen exclusivo. El diseño y los materiales empleados para ellos son de gran calidad, como no podría ser de otra manera.

Asimismo, el Club Suite se convierte en una cama ideal para los trayectos de larga distancia, teniendo dos metros de largo y una puerta que se cierra por completo a modo de habitáculo, que, aunque no llega al techo de la cabina, le da un plus de privacidad al asiento.

También se puede disfrutar de luz para lectura y de la práctica mesa que, mientras esté inutilizada, se puede deslizar por completo por debajo de la pantalla de cabina para mayor amplitud, así como de unos cinturones de seguridad que distan de los convencionales y se asemejan a los de los vehículos. Detalles que, sin duda, hacen del vuelo una agradable experiencia.

El almacenamiento que ofrece es una gran ventaja. Los Club Suite cuentan con tres compartimentos, uno de los cuales incluye un espejo tocador en el interior de la puerta. Este “armario” está situado en el extremo izquierdo de la cabina. Cuenta con otro que está en la consola central y aguarda la pantalla táctil para el entretenimiento durante el vuelo y los puertos de carga para dispositivos, y el último, se encuentra a los pies y es más pequeño, perfecto para guardar objetos personales.