Madrid da la bienvenida a su primera Maison Valmont

Como es costumbre en la cadena, la boutique servirá para la venta de cosméticos, realización de tratamientos de belleza y para la exposición de algunas de las obras que componen la colección de la fundación.

Valmont Madrid
Valmont Madrid FOTO: Valmont

Las firmas de belleza apuestan por Madrid, que, a su vez, apuesta muy fuerte por el lujo. No hay más que ver la grandiosidad de la renovada Galería Canalejas, que tiene el objetivo de convertirse en la meca del lujo europea.

Guerlain o Sisley son solo algunas de las que han aterrizado en la capital española. Ahora, acaba de hacerlo en pleno barrio de Salamanca la Maison Valmont, que cuenta con boutiques en en París, Múnich, Berlín, Tokio, Hong Kong, Shanghái, Laussane, Chengdu y Nueva York. Casi nada.

Zona de tratamiento de Valmont Madrid.
Zona de tratamiento de Valmont Madrid. FOTO: Valmont

Este nuevo espacio de belleza, que se distribuye a lo largo de 220 metros cuadrados, ofrece los tratamientos más emblemáticos de la marca de alta cosmética suiza (el tratamiento Elixir de Glaciers, por ejemplo, dura 90 minutos y cuesta 395 euros), incluso cuenta con algunos creados exclusivamente para el nuevo establecimiento de Madrid. También cuenta con un servicio de consultas personalizadas del diagnóstico de la piel, previo a cualquier tratamiento o compra de producto.

Además, su boutique también servirá como sala de exposiciones de algunas de las obras que pertenecen a la Fundación Valmont, una práctica habitual en todas las tiendas que la empresa tiene repartidas por el mundo. “Esta nueva boutique reunirá todos los elementos propios de nuestra herencia suiza, un servicio excepcional de atención al cliente, toda nuestra experiencia cosmética y finas fragancias combinado a la perfección con el estilo artístico característico de la Fundación Valmont”, ha explicado Didier Guillon, presidente de la fundación.

Y por si fuera poco, la boutique del barrio de Salamanca (calle Jorge Juan) contará con una sala de proyecciones en la que los clientes podrán relajarse y disfrutar de películas como Barry Lyndon, Peter Pan o La nécessité du rêve.