Innovación verde en la ciudad de Madrid

El Ayuntamiento, mediante el programa de “compra pública innovadora”, pone a punto el Parque Tecnológico de Valdemingómez

El Parque Tecnológico de Valdemingómez desde 1978 concentra todas las instalaciones de tratamiento de residuos urbanos de Madrid
El Parque Tecnológico de Valdemingómez desde 1978 concentra todas las instalaciones de tratamiento de residuos urbanos de Madrid@ C.PASTRANOCipriano Pastrano

Valdemingómez como punto de confrontación política. Lo ha sido durante años en un Madrid necesitado de muchos más puntos como ese, incluso desde la propia Comunidad de Madrid, como se ha visto con la nefasta gestión por parte de la Mancomunidad del Este. Innovación verde en la ciudad de Madrid: Valdeinnova Biomethane.

Esa es la clave de todo. La política hace tiempo que sirve para enfrentar posiciones sin arreglar el problema de fondo, y algunos no podemos quedarnos de brazos cruzados porque, entre otras cosas, supondría despilfarrar el dinero de los contribuyentes. Valdemingómez es uno de esos puntos calientes a los que, desde el prisma de la innovación, había que darles una respuesta, y para eso hemos logrado contar, además, con la ayuda de Europa a través de los fondos FEDER. Un total de 7,8 millones de euros entre aportación europea y del Ayuntamiento de Madrid que permitirá un avance sin precedentes en España.

La planta de residuos se sitúa a la vanguardia de esa innovación con este proyecto, Valdeinnova Biomethane, que permitirá incrementar la producción de metano procedente del biogás a la vez que reduce significativamente la emisión de gases de efecto invernadero en la ciudad. Es algo, además, que los madrileños vienen demandando con su actitud.

Desde 2008 hasta ahora, aunque la población ha crecido año a año, la realidad es que los residuos han disminuido en la ciudad, porque a pesar de las dificultades económicas los ciudadanos no han eludido su responsabilidad; generan menos residuos, separan mejor y apuestan por el reciclaje.

Ahora el Ayuntamiento, mediante el programa de “compra pública innovadora”, a través del Área Delegada de Innovación y Emprendimiento, trata de estar a la altura de esas responsabilidad poniendo a punto el Parque Tecnológico de Valdemingómez, que desde 1978 concentra todas las instalaciones de tratamiento de residuos urbanos de Madrid. Un Parque que se diseñó 9 años antes de que Europa obligara (2008) a recuperar los materiales de energía contenidos en los residuos, pero que ha sido pionero en incorporar.

Estamos llegando a un punto donde la disyuntiva de contribuir o no a un mejor desarrollo ambiental no es real; hay que hacerlo. Sin excusas.

Este proyecto, que cuenta con un presupuesto total de 7,8 millones de euros, se incluyó hace un año en el programa de Compra Pública Innovadora del Ayuntamiento de Madrid para lograr financiación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER). Tras la evaluación del Ministerio de Ciencia e Innovación, ha sido aprobado y se firmará el convenio de colaboración con el Ayuntamiento en el último trimestre del año. Así, ‘ValdeInnova Biomethane’ contará con una partida de 4,7 millones de euros del Área de Medio Ambiente y Movilidad, y 3,1 millones procederán de los fondos FEDER. Algo que situará Valdemingómez como la punta de lanza del aprovechamiento energético en las plantas de residuos no solo en nuestro país, sino en toda Europa.