El archivo histórico más desconocido de Madrid

El Centro de Documentación de Medio Ambiente es un oasis arquitectónico que recoge 80.000 ejemplares llenos de curiosidades

Aspecto exterior del archivo que se encuentra localizado en la calle Maudes, 17
Aspecto exterior del archivo que se encuentra localizado en la calle Maudes, 17La RazónLa Razón

La Comunidad de Madrid cuenta con un pequeño oasis arquitectónico en el centro de Madrid que alberga el Centro de Documentación de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad, un lugar repleto de encanto, pero sobre todo de historia, curiosidades y documentación. Situado en la calle Maudes, 17, en pleno barrio de Chamberí, el centro de documentación es único por su especialización y los servicios que ofrece a la ciudadanía, también en pleno mes de agosto.

En un entorno arquitectónico y natural casi idílico, desconocido aún por muchos madrileños, se integran la biblioteca, una cartoteca, una fototeca, la hemeroteca y un punto de venta de cartografía y publicaciones.

La oferta, de este centro, es amplia y variada superando los 80.000 ejemplares entre los que destacan la documentación sobre medio ambiente, ciencias naturales, sostenibilidad, transportes e infraestructuras, arquitectura y vivienda, planeamiento urbanístico, desarrollo urbano, construcción y obra civil, así como derecho urbanístico y medioambiental.

Además, en este emblemático edificio se custodia bajo los responsables del centro, documentación que data del siglo XVIII y que cualquier, científico, experto en medio ambiente o ciudadano de a pie puede consultar, previa cita online. Entre sus fondos, se encuentra el legado procedente de la Biblioteca de Medio Ambiente creada en 1988 por la extinta Agencia del Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid. Unos fondos que llegaron en 2013 y que se integraron dentro de la colección con la que cuenta la biblioteca en la que se está realizando una importante labor de digitalización con una doble finalidad: conservar y difundir.

Destacan colecciones especialmente interesantes y accesibles en línea como los Programas de Actuación Inmediata (los conocidos PAI), el Plan General de Ordenación Urbana de Madrid y su Área Metropolitana, la Recopilación de Ordenanzas Urbanísticas de Madrid y su alfoz aprobadas por la Comisión de Planeamiento y Coordinación del Área Metropolitana de Madrid (COPLACO), inventarios de cascos antiguos, edificios y elementos singulares de construcciones de la capital y del medio rural, el Plan Forestal de la Comunidad de Madrid 2000-2019 y un sin fin de estudios desde los años 80 de protección del medio ambiente y desarrollo de zonas rurales o relativos al planeamiento y desarrollo de barrios, distritos y comarcas.

El primer plan urbanístico de la ciudad

También se archivan documentos sobre Fondo Histórico de Madrid, muchos de ellos anteriores a 1950 y se dispone de una Hemeroteca con un fondo de más de 6.500 referencias. La cartoteca también realiza una importante labor de conservación y difusión de planos, gráficos de vuelo, fotografías y atlas que son testigos fieles de la evolución del territorio, el medio ambiente y uso del suelo en la región, mientras que la sección de fototeca guarda un precioso archivo fotográfico de Madrid –unas 100.000 instantáneas- y sus alrededores, incluyendo zonas urbanas y rurales desde 1940 hasta hoy.

Numerosos son los tesoros a buen recaudo: el Plan Bidagor de 1944 y su documento de trabajo, el primer plan de ordenación urbana de la capital que reguló los usos del suelo por zonas, considerado como un verdadero instrumento de modernización en el desarrollo de la ciudad, el Atlas histórico de Texeira, el Plano Callejero de Madrid de Cobranzas, fechado en 1928, grandes y brillantes volúmenes como el facsímil del Atlas Geográfico de España de 1804 de Tomás López o la Cartografía de Santa Cruz o la edición facsímil de los Planos de Madrid (1622-1992) y de la Topografía de la Villa de Madrid de Pedro Texeira de 1656 publicadas por el Ayuntamiento de Madrid.

Tras los complicados meses de pandemia y posteriores medidas sanitarias, el servicio de consulta de los diferentes documentos físicos con los que cuenta el Centro se ha recobrado progresivamente con un sistema de cita previa los martes y jueves de 9 a 14h, pudiendo visitarse previa reserva a través del correo electrónico centrodoc.cmayot@madrid.org

Un edificio con historia

El edificio que acoge el Centro de Documentación de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad, comparte instalaciones con las consejerías de Transportes, Movilidad e Infraestructuras y la consejería de Vivienda y Administración Local. Sus autores, los arquitectos Antonio Palacios y Joaquín Otamendi lo concibieron en sus inicios para albergar el llamado Hospital de Jornaleros.

Hay que remontarse a 1971 para ver los orígenes del centro que en un principio se denominó Centro de Información y Documentación del Área Metropolitana de Madrid (CIDAMM). En esta primera fase sus servicios se centraron en dar apoyo al equipo técnico dentro de la Comisión de Planeamiento y Coordinación del Área Metropolitana de Madrid (COPLACO), que a su vez estaba encargado de la revisión del plan general de la citada área metropolitana.

COPLACO era entonces un organismo autónomo del ministerio de la Vivienda y se encargaba de custodiar la documentación de la Comisaria para la Ordenación Urbana de Madrid y sus alrededores, una entidad creada en 1946 con el objeto de desarrollar el Plan General de Ordenación de Madrid. Así pues, los orígenes del Centro se remontan en cierta medida a los años 40 y ello se refleja en la documentación que en él se conserva: planes antiguos de ordenación de Madrid, fotografía aérea y de actuaciones de la citada Comisaría.

En 1983, tras la creación de las comunidades autónomas, las competencias de COPLACO las asumió la Comunidad y el CIDAMM amplió sus fondos documentales con los procedentes de la Diputación Provincial relativos a urbanismo.

Tras varias etapas de funcionamiento, la Comunidad de Madrid decidió emprender, entre 1984 y 1986, una reforma integral del edificio para adaptarlo a las necesidades de funcionamiento de las diferentes unidades administrativas al servicio de diferentes consejerías y, en consecuencia, de la ciudadanía.

En 1989, el Centro se trasladó definitivamente a su sede actual, el Pabellón de Treviño, antiguo Hospital de Jornaleros. Hasta el año 2013 el Centro centraba sus ejes temáticos en las áreas al urbanismo, ordenación del territorio, arquitectura y vivienda. Con la incorporación, a finales de ese año, de todo el fondo documental de la antigua Biblioteca de Medio Ambiente, creada en 1988 por la extinta Agencia de Medio Ambiente, amplío sus campos de interés a materias relacionadas como el medio físico, medio ambiente, residuos, política ambiental, entre otros.