España

Detenidas tres personas por manipular ruletas de juego

Utilizaban un sistema de equilibrios con lo que lograban que la bola cayeran en el número elegido

La ruleta es, junto con las apuestas deportivas, uno de los juegos estrella de los locales de apuestas. E. P.
La ruleta es, junto con las apuestas deportivas, uno de los juegos estrella de los locales de apuestas. E. P.

Agentes de la Policía Nacional han detenido a tres personas por defraudar más de 60.000 euros tras amañar ruletas electrónicas en, al menos, 19 salones de juego de Madrid. Su modus operandi consistía en mover la cúpula de las ruletas electrónicas y, tras salvar los mecanismos de alarma, conseguir hacer caer la bola en los números deseados.

La investigación comenzó con la denuncia efectuada por el responsable de un salón de juegos de la capital, en la que daba cuenta de la detección de una inusual pérdida económica en la ruleta electrónica. Hizo entrega de un informe detallado de varios salones que regentaba donde tenía las mismas sospechas. Además, los agentes detectaron la comisión de otros hechos similares a los denunciados, en esta ocasión en un bingo también ubicado en Madrid.

Los investigadores comprobaron que algunas de las personas que habían acudido a las salas de de juego en los días importantes de las pérdidas económicas eran las mismas, por lo que lograron identificar el modus operandi utilizado, basado en un sistema de equilibrios. Se trataba de anular la alarma de la máquina y mover la cúpula de la ruleta de modo que lo bola cayese en el número que elegían, todo ello mientras distraían al encargado del salón para que no se percatase de la acción ilícita.

Los agentes se pusieron en contacto con los responsables de las diferentes salas de juego de todo el territorio nacional para saber si habían detectado hechos similares y obtuvieron una respuesta negativa. Sólo actuaban en la Comunidad de Madrid.

La localización de los responsables se hizo complicada debido a que solían abandonar habitualmente el territorio español para desplazarse a Marruecos y, cuando se encontraban en España, cambiaban de domicilio. Finalmente, fueron arrestados.