Ángel Gabilondo, ingresado de urgencia en el hospital Ramón y Cajal

Isabel Díaz Ayuso ha hablado por teléfono con el candidato socialista para interesarse por su estado de salud y esta misma tarde le irá a visitar al hospital

Thumbnail

El candidato del PSOE a la Comunidad de Madrid en las elecciones del pasado martes, Ángel Gabilondo, ha sido ingresado en el hospital Ramón y Cajal de la capital. Según ha podido saber LA RAZÓN, el exministro, de 72 años, ha acudido de urgencia a la clínica al encontrarse mal tras haberse vacunado esta misma mañana. Ya en el hospital, la han detectado una leve arritmia cardíaca y se encuentra en observación.

La cuñada de Ángel Gabilondo, Lola Carretero, mujer de Iñaki Gabilondo, ha explicado en Telemadrid que el candidato socialista se estaba vacunando en el hospital y ha sufrido una arritmia cardíaca y se encuentra en observación. “Al parecer está bien y es posible que se quede esta noche en observación”, ha asegurado Carretero.

Carretero ha apuntado a la pasada campaña electoral como probable causa del problema cardíaco de Gabilondo. “Ha sido una campaña durísima, mucho más hostil de lo que a él le hubiera gustado. Se ha visto muy forzado y puede ser perfectamente un ataque de estrés”, ha asegurado la cuñada de Ángel Gabilondo.

Nada más conocer la noticia, Isabel Díaz Ayuso ha hablado por teléfono con Ángel Gabilondo para interesarse por su estado de salud y esta misma tarde ha acudido a visitarle al hospital.

El PP de Madrid ha transmitido a Gabilondo el deseo de una pronta recuperación a través de las redes sociales.

Rocío Monasterio, candidata de VOX a la Presidencia de la Comunidad de Madrid en las pasadas elecciones, también se ha hecho eco de la noticia y ha dedicado unas palabras de aliento su “contrincante político” a través de las redes sociales. “Espero que no sea nada importante. ¿Que te mejores”, ha escrito monasterio en su cuenta de Twitter.

Ángel Gabilondo se hizo recientemente una revisión médica en la que detectaron este problema cardíaco.

Por su parte, fuentes del PSOE de Madrid señalan que este tipo de dolencias “aunque sean leves requieren de observación” en su edad, y piden “prudencia”.