Madrid informa de un brote de 21 casos en una residencia de mayores que ya habían sido vacunados

El resultado de las pruebas PCR a los trabajadores del centro residencial dieron negativa. Siete de los casos han necesitado ser derivados al Hospital Ramón y Cajal

El viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19 de la Comunidad de Madrid, Antonio Zapatero, ha confirmado esta mañana la detección de un brote en una residencia de mayores en la que todas las personas contagiadas habían sido ya vacunadas con la pauta completa, esto es, habían recibido las dos dosis pertinentes.

Este brote, detectado en la Colonia San Blas, demuestra, según Zapatero, que “las vacunas son muy eficaces pero no son al 100% seguras” y en este contexto ha recordado que una vacuna “no evita que un ciudadano se infecte, lo que sí debe ocurrir es que los casos clínicos no son de una importancia llamativa”. Circunstancia que ha llevado al viceconsejero regional a insistir en la necesidad de extremar la “cautela” y las medidas de seguridad, especialmente en lo que tiene que ver con “la distancia y el uso de la mascarilla en espacios cerrados”. Zapatero ha insistido, en todo caso, que las vacunas tienen una efectividad del 90-92% y que en aquellos casos que, a pesar de haber sido vacunados, se contagian su cuadro clínico es es más leve.

En el caso de la residencia afectada por este brote, “estaban todos vacunados, con pauta completa”. Los primeros dos casos fueron confirmados el pasado 30 de mayo, cuando dos de los residentes acudieron a las Urgencias del Hospital Ramón y Cajal, aunque con dolencias no vinculadas con una infección de la Covid-19. En concreto, uno de estos pacientes estaba afectado por una fractura de cadera y el otro sufría una neumonía aspirativa. Fruto del protocolo de seguridad de este centro hospitalario, se sometió a una prueba PCR a ambos. Y el resultados fue positivo en los dos casos.

Tras este resultado, se procedió a realizar test de antígenos a los 31 residentes de la segunda planta del centro de mayores. También, ha señalado Zapatero, se procedió a sectorizar la residencia. En un primer momento, se confirmaron 14 positivos en los test de antígenos, cinco de los cuales fueron derivados al Ramón y Cajal.

Pasados los días, y con la situación del brote actualizada a día de hoy, la Consejería de Sanidad ha confirmado la existencia de 21 positivos por coronavirus. De ese tota, siete de ellos han sido derivados en estos días al hospital. “Hay que ver cómo se comporta en los pacientes ingresados”, ha destacado el viceconsejero en torno a los residentes que están en el Ramón y Cajal. Zapatero ha señalado que la cepa británica es la responsable de este brote. De momento, la causa de cómo entró el virus en la residencia “no está claro”, ya que las pruebas realizadas a los trabajadores han dado un resultado negativo, aunque, a día de hoy, aún queda pendiente el resultado de algunas pruebas PCR.