Comienzan las obras del que será el hotel más moderno de Madrid

Estará ubicado en Valdebebas y conectado con Ifema y el aeropuerto de Barajas.

Recreación del hotel que la cadena Meliá abrirá en el barrio de Valdebebas
Recreación del hotel que la cadena Meliá abrirá en el barrio de Valdebebas FOTO: LRZ LRZ

Ya han empezado las obras del primer hotel del barrio de Valdebebas en Madrid. La inmobiliaria Saint Croix Holding ya tiene los permisos municipales para proceder al vaciado del solar y la construcción de los muros de contención. De hecho, en la parcela ya se están produciendo en estos días los primeros movimientos de vehículos de obra. Y es que estos trabajos son previos a la construcción del hotel. Meliá Hotels International y el Grupo Pryconsa darán forma al futuro INNSiDE Madrid Valdebebas. Del que aseguran que será “el hotel más moderno de la ciudad”. Será el segundo espacio de la marca junto al INNSiDE Madrid Gran Vía. Tendrá 273 habitaciones y un diseño futurista. Está previsto que las obras, que se desarrollarán sobre una parcela de 11.887 metros cuadrados y con una edificabilidad total de 38.544 metros cuadrados, finalicen en 2025

En lo que concierne a sus comunicaciones, destacará por su proximidad al recinto ferial de IFEMA (5 minutos) y al aeropuerto de Barajas. De hecho el solar está en un punto estratégico, precisamente entre el aeropuerto -su conexión será a través del Puente de la Concordia- y el barrio de Valdebebas. Su conexión con el centro de la ciudad también será un punto a favor: 10 minutos a Plaza de Castilla.

Junto al espacio reservado a las habitaciones, el futuro hotel contará con gimnasio, bar, restaurante y una terraza de 405 metros cuadrados en la azotea del edificio con un roof-top lounge y piscina. Al mismo tiempo, aprovechando su proximidad con IFEMA, incluirá un espacio de 4.500 metros cuadrados reservado para convenciones y eventos polivalentes.

Las empresas que impulsan este hotel aspiran a que se convierta en un icono de la zona norte de la capital. Confían en que permita dotar a Valdebebas de “un equipamiento social y económico esencial y del más alto nivel, con las garantías de un líder hotelero”. Y es que la proyección de esta zona residencial, que prevé un desarrollo paralelo de actividad comercial y de oficinas y cuya influencia podría alcanzar el medio millón de habitantes, unido al tráfico natural del aeropuerto e Ifema, hacen de Valdebebas el punto perfecto de la ciudad para este proyecto que, sus impulsores, pretenden completar con la construcción adicional de un “hospital de vanguardia”.