Citroën Ami, un eléctrico para conducir sin carnet por 20 euros al mes

Tendrá 70 kilómetros de autonomía, dos plazas y se carga en cualquier enchufe de 20 voltios

AMI
AMI

Citroën ha presentado su nuevo modelo totalmente revolucionario para la movilidad en las grandes ciudades. Se trata del Ami, un nuevo vehículo de formas cuadradas que sólo mide 2,41 metros de largo y que se podrá conducir sin carnet. Su precio de adquisición es de 6.900 euros, pero se puede utilizar en servicio de alquiler por 19,90 euros al mes, con un coste adicional de 26 céntimos de euro por minuto de utilización.

Esta última posibilidad está dentro de la plataforma Free To Move, paraguas bajo el que se elaboran todas las acciones de “sharing” del grupo PSA que ha puesto el precio de utilización de su nuevo vehículo en el mismo nivel de lo que cuesta utilizar en ciudad un patinete eléctrico. Cuenta con una autonomía eléctrica de 70 kilómetros, lo que es una distancia muy superior a la media de recorridos urbanos diarios que se calcula en poco más de 40 kilómetros. Otra de las ventajas es que su podrá enchufar en cualquier conexión doméstica de 20 voltios.

El nuevo vehículo, de formas muy cuadradas, tiene una carrocería de fibra de color gris azulado y dos plazas. Al medir únicamente 2,41 metros puede aparcarse en la mitad del espacio que necesita un coche nuevo. Se han desarrollado una serie de adhesivos especiales para poder personalizar cada vehículo.

Según los directivos de la marca francesa, este es un nuevo concepto al que denominan SUV, pero con el significado de Silence Urban Vehicle, al ser su movilidad totalmente eléctrica. Y forma parte de la estrategia de la marca que tendrá, en el año 2025, la totalidad de su gama de modelos electrificada.

Con este nuevo proyecto, la marca fundada en 1919 por Andreé Citroen da un paso más en su tradición innovadora que ha tenido varios hitos importantes en el mundo de la automoción como han sido el 2CV, la furgoneta H, el 11 Traction Avant, el Mehari, la furgoneta Berlingo 0, en 1998, el Xsara Picasso, primer monovolumen en producción.