El sindicato de funcionarios de prisiones pide material para Murcia 2

Acaip denuncia que los trabajadores no tienen mascarillas quirúrgicas individuales

La Agrupación de los Cuerpos de la Administración de Instituciones Penitenciarias (Acaip), sindicato mayoritario en el sector y afiliado a la Unión General de Trabajadores (UGT) se ha quejado formalmente a Instituciones Penitenciarias por la falta de Equipos de Protección Individual para los trabajadores del Centro Penitenciario Murcia 2, que no disponen todavía de mascarillas y ha solicitado mascarillas, guantes, pantallas o gafas de protección, gel hidroalcohólico, buzos y batas, tanto a los servicios médicos, como a los trabajadores de las distintas áreas que tienen contacto con los internos.

El secretario de Organización de la organización, Francisco José Mauri Robles, en calidad de Secretario de Organización ha trasmitido la preocupación por la situación de indefensión que en materia de la salud padecen los que conviven a diario en los centros penitenciarios de la Región de Murcia, tanto trabajadores penitenciarios como personas privadas de libertad.

Los trabajadores, según el sindicato, “continúan sin disponer de mascarillas quirúrgicas individuales que, no solo eviten que siendo asintomáticos podamos transmitir el virus covid19 entre los compañeros, sino que también lo podamos transmitir entre una población reclusa con los recursos inmunes muy deprimidos, lo cual significaría la propagación de la enfermedad en un medio como el penitenciario donde la limpieza de las zonas comunes residenciales y privadas de los reclusos está a cargo de los propios presos, sin formación y sin medios adecuados".

Según Acaip, tres internos del Centro Penitenciario se encuentran en cuarentena por mostrar síntomas compatibles con el virus covid19. “La singularidad del régimen de vida en la prisión hace que los propios internos constaten que no tienen protección frente a la propagación del virus, fruto del contacto con personas del exterior sin protección, lo que puede llegar a ser un factor desencadenante de tensión y que puede desembocar en incidentes graves”.

Mauri aseguró que los guantes y mascarillas, "además del efecto preventivo, en nuestro caso traslada seguridad y tranquilidad a los internos y a la plantilla”.

Por todo ello, solicita a Instituciones Penitenciarias que realice las gestiones necesarias para que se dote del material necesario (mascarillas, guantes, pantallas o gafas de protección, gel hidroalcohólico, buzos y batas) tanto a los servicios médicos, como a los trabajadores de las distintas áreas que tienen contacto con los internos"