Murcia

El personal de las residencias de mayores de San Javier decide aislarse con los internos

El alcalde José Miguel Luengo explica que más de 40 personas siguen en cuarentena domiciliaria

El personal de las residencias de mayores de San Javier ha decidido aislarse con los residentes durante el estado de alarma, según ha informado el alcalde del municipio, José Miguel Luengo, que ha señalado que el Área de Salud VIII (Mar Menor) cuenta con 458 posibles casos de afectados por coronavirus, a falta de realizar los test.

En un comunicado, Luengo ha explicado que por lo que respecta al municipio, más de 40 personas siguen en cuarentena vigilada en sus domicilios por síntomas compatibles con la infección del virus.

"Todos están pendientes de una prueba que podría realizarse en las próximas horas ya que los test rápidos disponibles se han priorizado en las zonas más afectadas de España", ha señalado el primer edil.

Además, el alcalde ha insistido en la necesidad de extremar las medidas y respetar el aislamiento social: "No nos podemos confiar porque estamos en plena curva ascendente en la zona del Mar Menor y el resto de la Región de Murcia".

Respecto a las residencias de mayores, Luengo ha informado de que en estos momentos la situación en tres de las cuatro residencias de mayores del municipio, que acogen a 200 personas, "es de normalidad dentro de lo excepcional", y ha elogiado el "compromiso y vocación" del personal que ha decidido pasar el estado de alarma con los mayores a los que atienden.

Sobre las becas de comedor para niños, ha afirmado "que ningún niño se quedará sin su beca" y ha explicado que, mediante la colaboración de la concejalía de Derechos Sociales, la Comunidad Autónoma y los centros educativos, la beca se trasferirá a las familias a razón de 5,20 euros por niño y día.

LAS LLUVIAS NO DEJAN “GRANDES DAÑOS”

Por su parte, la concejala de Servicios Públicos de San Javier, María Dolores Ruiz, ha hecho balance de los efectos de las lluvias de las últimas horas, que "afortunadamente no han causado grandes daños".

Ruiz ha señalado que tras adoptar medidas de prevención como la colocación de sacas de arena en puntos críticos y la limpieza de cauces e imbornales, la lluvia caída, que llegó a rozar los 100 litros por metro cuadrado acumulado en 12 horas, "ha generado arrastres y barro en zonas concretas que ya se están limpiando por los servicios públicos, sin daños de consideración".

La lluvia derribó tres árboles en Roda, calle General Bautista y avenida Miguel Ángel Blanco, que ya se han retirado.

Tras la lluvia se han retomado las labores de desinfección en las zonas más concurridas como los entornos de farmacias, centros de mayores, centro de salud y gasolineras, entre otros. Las zonas de aparcamiento de los supermercados serán desinfectadas cuatro veces por semana.