Un septuagenario salva la vida gracias a la llamada de sus vecinos

La Guardia Civil de la Región de Murcia rescató al hombre que perdió el conocimiento en su domicilio de La Manga

La rápida y eficaz actuación de los guardias civiles ha permitido que el hombre ya se encuentre en el hospital recuperándose
La rápida y eficaz actuación de los guardias civiles ha permitido que el hombre ya se encuentre en el hospital recuperándoseLa RazónLa Razón

La Guardia Civil de la Región de Murcia, gracias a la colaboración ciudadana, ha llevado a cabo una actuación en La Manga del Mar Menor, que ha permitido salvar la vida a un hombre de 79 años.

Los hechos tuvieron lugar sobre las diez de la noche del pasado lunes, 04 de mayo, cuando la Guardia Civil recibió una alerta en la que se solicitaba un auxilio en La Manga del Mar Menor, término municipal de Cartagena. En el aviso telefónico, un vecino informó que llevaba todo el día sin saber de una persona de edad avanzada que reside en una vivienda contigua a la suya.

Unos instantes después, una patrulla de Prevención de Seguridad Ciudadana de la Benemérita se personó en el lugar para verificar los hechos para actuar con la máxima agilidad posible ante una posible incidencia.

Los guardias civiles comprobaron que la vivienda se encontraba totalmente cerrada, con las luces estaban apagadas y que nadie respondía a sus llamamientos.

Tras localizar telefónicamente a unos familiares, estos informaron que posiblemente el anciano había sufrido una bajada de tensión o síntoma similar y que había podido perder el conocimiento, debido a la medicación que estaba tomando, asegurando que tenía que encontrarse en el interior del domicilio.

Ante el peligro de que pudiera peligrar su vida, los guardias civiles saltaron al jardín del inmueble e intentaron abrir ventanas y subir persianas enfocando con la linterna hacia el interior, sin poder ver a nadie, por lo que, pese a la peligrosidad, intentaron acceder al domicilio del anciano por el tejado, a través de la vivienda del vecino. Finalmente, mediante escalo, los integrantes de la patrulla accedieron a la habitación principal, que se encontraba a unos cinco metros de altura, donde observaron a una persona tumbada en el suelo junto a la cama.

Los agentes, al observar la supuesta situación crítica del anciano, avisaron a los familiares de este y, a través del teléfono de emergencias 112, se solicitó el apoyo de bomberos para poder acceder al interior a la mayor brevedad posible, así como una ambulancia medicalizada.

Sobre las 23:15 horas acudieron al lugar dos dotaciones de bomberos del Consorcio de San Javier, los cuales accedieron al interior y abrieron la puerta principal y la de acceso al jardín para facilitar el acceso al resto de efectivos. También comprobaron que el hombre se encontraba con vida, pero en malas condiciones de salud, observando que tenía un fuerte golpe en la cabeza.

Tras ser atendido inicialmente por personal médico, el anciano fue trasladado hasta un centro hospitalario de Cartagena para una exhaustiva atención sanitaria, si bien, la rápida y eficaz actuación de los agentes, según informaciones médicas, pudo, posiblemente, salvar su vida.