La Comunidad elabora un protocolo de seguridad para la EBAU

La Consejería de Universidades estima que entre 7.500 y 8.000 estudiantes se presentarán a los exámenes

El Gobierno regional ha determinado el protocolo de seguridad para estudiantes para la celebración de las pruebas de Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU), que en la Región de Murcia se celebrarán los próximos 6, 7 y 8 de julio.

Estas medidas han sido acordadas por las Consejerías de Universidades, Educación y Salud, la Comisión Organizadora de las pruebas y el Instituto de Seguridad y Salud Laboral, según informaron fuentes de la Comunidad en una nota de prensa.

Desde que se conocieran las fechas definitivas, la Consejería de Empleo, Investigación y Universidades, liderada por Miguel Motas, ha solicitado al Gobierno central un protocolo de actuación para la organización de estas pruebas en el contexto de la crisis sanitaria.

"Ante la tardanza del mismo, que no estuvo listo hasta el pasado viernes 15 de mayo", el Comité de Coordinación Universitaria (CCU) Covid-19 liderado por dicha Consejería, y del que forman parte todas las Universidades de la Región de Murcia (UMU, UPCT, UCAM y UNED), solicitó hace unas semanas al Comité Técnico de la EBAU en la Región (compuesto por representantes de la Dirección General de Universidades, la Dirección General de Salud Pública, la Dirección General de Evaluación Educativa, la Comisión Organizadora de la EBAU y el Instituto de Seguridad y Salud Laboral) que determinase cuáles deberían ser los criterios a tener en cuenta, tanto a la hora de seleccionar las sedes que este año acogerán las pruebas como durante y después de la celebración de las mismas.

"Nuestra principal preocupación es poder garantizar la seguridad tanto de los alumnos como de los profesores y de todo el personal involucrado en la celebración de las pruebas", ha señalado Motas, tras recordar que este "va a ser el primer evento multitudinario que se celebre en la Región de Murcia desde la entrada en vigor del estado de alarma".

De hecho, "tenemos previsto que entre 7.500 y 8.000 estudiantes se presenten a los exámenes y no se puede correr el más mínimo riesgo", ha asegurado el titular de Universidades.

Así, por ejemplo, el protocolo marca que todo el alumnado recibirá en su teléfono móvil información precisa sobre la sede que le corresponde, puntos a los que acudir para cada examen, con un plano de localización y una explicación detallada sobre cómo actuar en cada momento.

Las medidas de distanciamiento y para evitar la movilidad han obligado a incrementar el número de sedes y subsedes del Tribunal, que se pueden consultar en las páginas web de las universidades públicas de la Región de Murcia y en las de las Consejerías de Empleo, Investigación y Universidades y de Educación y Cultura.

Para la gestión del flujo de estudiantes y de su confluencia hacia las sedes, así como para el abandono ordenado de las mismas hacia la vía pública y para la ordenación del tráfico en las zonas donde se ubican las sedes de las pruebas, se contará con dispositivos de Policía Local.

Según el consejero, "este protocolo pretende servir de prevención y protección de la salud pública pero no será eficaz sin la colaboración y el compromiso del alumnado", de ahí la necesidad de insistir en que "nos encontramos ante una pandemia sin precedentes y que cualquier descuido o falta de precaución puede extender el contagio".

El protocolo definitivo ha tenido en cuenta las consideraciones de los ministerios de Sanidad y de Educación, así como del Comité de Coordinación Universitaria Covid-19 de la Región de Murcia.

Tal y como se ha comentado durante la celebración del último CCU-Covid19, podrá servir de referencia como documento marco a otras pruebas similares que tengan que realizarse en la Comunidad Autónoma.