Choque entre Luengo y Ribera por el decreto ley de Medio Ambiente

La ministra tilda de “peligroso” el documento aprobado por la Asamblea Regional, mientras que el consejero le insta a actuar en el Mar Menor

Un día después de que la Asamblea Regional aprobara el decreto ley de Medio Ambiente impulsado por el Gobierno de la Región de Murcia, y tras un tenso debate en el parlamento murciano, la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha tachado hoy de “peligroso” el documento y se ha mostrado “preocupada” por el hecho, según ha dicho, “de que facilite o aligere que se produzcan vertidos y se reduzcan los niveles de depuración”. Unas palabras que no han sentado bien al consejero del ramo, Antonio Luengo, quien ha respondido que “peligroso” es que la ministra se pronuncie sobre un decreto “que no ha podido ni leer”.

La ministra Ribera ha hecho esas declaraciones en una entrevista en Onda Regional, situando el estado del Mar Menor en “emergencia ecológica” y apuntando a que lo primero que hay que hacer es “erradicar las situaciones de ilegalidad o abuso que deberían contar también con una respuesta energética por parte del Ejecutivo murciano”.

Inquirido por esto en la comparecencia posterior al Consejo de Gobierno, Luengo ha reivindicado la legalidad del documento y ha garantizado que si Ribera hubiera leído el decreto ley, “y entendido el alcance del mismo, no hubiera hecho unas declaraciones en ese sentido”.

Además, el consejero ha insistido en que lo que a él le preocupa es que la máxima responsable del Ministerio “se pronuncie de una forma tan directa y sin entrar en detalles”, al tiempo que le ha instado a estar preocupada por “otras cosas”.

“Tenemos problemas con el Mar Menor que dependen directamente de su Ministerio, y tendría que estar centrada, aportando soluciones y cogiendo ese guante que le lanzamos hace ya bastante tiempo para trabajar de forma coordinada todas las administraciones”.

Explotación en el campo

Al ser preguntado por la operación de la Guardia Civil que ha desmantelado una red de explotación a trabajadores agrícolas en Torre Pacheco, Luengo ha destacado que la normativa es "clara" y, evidentemente, "todos estamos obligados a cumplirla".

El hecho de que la inspección de trabajo haya detectado algún caso irregular es “lógico” y considera “evidente” que hay que proceder a la sanción correspondiente al infractor. “Nosotros seguimos formando e informando a los profesionales, y recordándoles que la normativa es de obligado cumplimiento, y en esa línea es en la que tenemos que seguir trabajando”, ha subrayado.