Los economistas advierten de la “crisis severa” que afectará a la Región de Murcia

Reclaman inversiones para frenar el “impacto desigual" que tendrá en diferentes sectores de la Comunidad

El decano del Colegio de Economistas de la Región de Murcia, Ramón Madrid, ha asegurado durante su comparecencia ante la Comisión especial de Reactivación Económica que la Región se enfrenta a una crisis “severa” con “severas deficiencias estructurales” y un impacto desigual en distintos sectores.

Madrid ha recordado que según el FMI ésta es la “peor recesión” que se produce desde el año 2008. En ese sentido, ha indicado que la reactivación económica necesita de “inversiones y que se sitúe a las empresas en el epicentro de la recuperación del empleo”.

El decano del Colegio de Economistas ha apuntado que el hecho de estar ante la “crisis del gran confinamiento” impide el normal desarrollo de las actividades de consumo convirtiéndose “en la peor recesión”. Asegura que una vez se procedió a la apertura de fronteras, ha habido numerosos rebrotes, y “tenemos un panorama muy difícil que va a obligar a tomar nuevas medidas restrictivas” .

Aparte de eso ha insistido en la necesidad de que los agentes sociales trabajen juntos en un “gran pacto por la recuperación”. “Para hacer frente a la recesión hay que reactivar la economía y poder poner medidas que recuperen la pérdida de tejido productivo”, ha dicho.

Ha insistido en la difícil situación a la que se enfrenta la Región. “No nos debemos engañar, la situación es extremadamente difícil por la gravedad del daño social y económico que se ha generado, por la celeridad con la que ha sucedido y por la incertidumbre que persistirá durante algún tiempo. Por ello es el momento más propicio para que todos los agentes sociales implicados en el futuro de la Región hagan un ejercicio de responsabilidad y antepongan los intereses colectivos a cualquier otro”, ha añadido.

Pacto regional por la Sanidad

Ante la Comisión especial de Reactivación Económica también ha comparecido María Teresa Marín, representante de la plataforma Marea Blanca. Ella ha expresado las preocupaciones y propuestas de las 52 organizaciones que componen la plataforma. Entre ellas ha exigido que con “urgencia” se ponga en marcha un Pacto Regional por el Sistema Sanitario Público.

“Es imprescindible realizar una evaluación independiente e imparcial y que se dote de una partida presupuestaria específica e inmediata a la Dirección General de Salud Pública para reforzar los servicios y aumentar la capacidad para realizar las pruebas diagnósticas consiguiendo que los resultados estén 48 horas como máximo”, ha añadido.

Piden que se saque de las consultas médicas toda actividad no clínica relacionada con la Covid-19 para que los médicos de Atención Primaria puedan atender a los pacientes sintomáticos de la Covid, a la vez que tratar a los pacientes agudos y crónicos.

Según Marín, la situación está generando que en Atención Primaria haya listas de espera “inaceptables y graves retrasos en el acceso a pruebas diagnósticas y tratamientos”, indicando que se ha reducido en un 40% el número de pacientes. Del mismo modo, considera “necesario” que se vuelvan a abrir los consultorios por las tardes con atención de los médicos de familia, pediatría y enfermería.

Durante su intervención ha pedido también que se elabore un Plan Regional Integral de urgencias, Emergencias y de Atención Continuada que contemple las medidas necesarias para la mejora de este ámbito asistencial.

Marea Blanca exige, a su vez, un compromiso con los profesionales sanitarios. “No hay falta de médicos y enfermeras, lo que hay es precariedad y salarios indignos. Más de 100 médicos de la Región de Murcia, emigraron en el año 2019 a otros países europeos”, ha expuesto.

En ese sentido, considera que se debe aplicar una política de recursos humanos adecuada a las necesidades de la atención sanitaria y a la prevención y promoción de la salud, basada en la estabilidad laboral y en los incentivos profesionales basados en la evaluación de buenas prácticas y resultados.