La pobreza en Murcia podría aumentar en más de 53.000 personas por la Covid

Según Oxfam Intermón revela que en el conjunto nacional la pobreza severa podría aumentar en 790.000 personas y llegar a 5,1 millones.

Ricardo Rubio Europa Press

La pobreza relativa podría aumentar en la Región de Murcia en 53.068 personas como consecuencia de la pandemia de la Covid-19, según un informe anual de desigualdad publicado por Oxfam Intermón con motivo del Foro de Davos.

Según cálculos de la ONG, antes de la expansión del coronavirus la tasa regional de personas en situación de pobreza relativa -esto es, con una renta inferior al 60 por ciento de la mediana- ascendía al 28,1 por ciento.

Tras la pandemia, la cifra podría alcanzar al 31,65 por ciento de la población, hasta afectar a 473.096 personas, lo que supone un incremento de 3,55 puntos porcentuales.

En base al coeficiente de Gini, una medida económica que sirve para calcular la desigualdad sobre la renta disponible, el 21,83 por ciento de ciudadanos en situación de pobreza podría pasar del 21,83 al 22,86, lo que supone un incremento del 4,74 en términos porcentuales.

Por su parte, en el conjunto nacional la pobreza severa podría aumentar en 790.000 personas y llegar a 5,1 millones.

Según el documento de Oxfam Intermón, el total de personas en esta situación, que son las que viven con menos del equivalente a 16 euros al día, podría alcanzar la cifra de 5,1 millones de personas, lo que supone un aumento desde el 9,2 por ciento registrado antes de la pandemia hasta el 10,9 por ciento.

“Los datos demuestran cómo la pandemia se ha cebado con las personas más vulnerables”, ha declarado el director de Oxfam Intermón, Franc Cortada. “Sin una respuesta adecuada, hay un grave riesgo de que la salida de la crisis profundice y eternice las desigualdades en España, empobreciendo a las personas más pobres mientras las más ricas se recuperan a paso firme”, ha añadido.

De los datos se desprende que la tasa de pobreza relativa en España pasaría del 20,7 por ciento hasta el 22,9, lo que supone un millón de personas más por debajo de la línea de pobreza, estimada en 24 euros al día, hasta alcanzar los 10,9 millones de personas durante el 2020.