Agricultores y regantes murcianos piden un decreto de sequía para activarlo “de inmediato”

Solicitan también la tramitación necesaria para la puesta a disposición de todos los recursos adicionales posibles, con especial incidencia en las desaladoras y baterías estratégicas de pozos de sequía

Gobierno regional y organizaciones agrarias, cooperativas y asociaciones, durante el encuentro para acordar las demandas al Gobierno de España en materia hídrica.
Gobierno regional y organizaciones agrarias, cooperativas y asociaciones, durante el encuentro para acordar las demandas al Gobierno de España en materia hídrica. FOTO: La Razón La Razón

El Gobierno regional y los regantes de la Región han solicitado al Gobierno de España la preparación de un decreto de sequía para su “tramitación y activación inmediata” en cuanto se alcancen las condiciones requeridas, que incluya tanto medidas técnicas como de auxilios económicos a los sectores afectados, incluyendo para ello los créditos extraordinarios que sean necesarios para cubrir los sobrecostes que se produzcan.

Es la principal conclusión del encuentro que mantuvo hoy el consejero de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente, Antonio Luengo, con los representantes de las organizaciones agrarias, cooperativas, SCRATS, Agrupal, Apoexpa, Proexport y Ailimpo, en el que demandaron un seguimiento permanente de la situación, mediante los oportunos indicadores tanto en la demarcación del Segura como en la cabecera del Tajo.

Luengo explicó que “debemos estar preparados y contar con las herramientas necesarias para no perder ni un solo día, por lo que es necesario que el Ministerio lleve a cabo los trámites que permitan activar todos los recursos adicionales posibles, con especial incidencia en las desaladoras y baterías estratégicas de pozos de sequía”.

A ello se suma la puesta a punto técnica de las baterías de pozos de sequía existentes (acometidas eléctricas, etc.), de forma que se puedan poner en marcha inmediata y sin retrasos, tras la correspondiente autorización administrativa. Junto con los pozos ya existentes, preparación de posibles pozos complementarios adicionales que incrementen temporalmente la disponibilidad de agua.

Del mismo modo solicitó “la elaboración del plan de explotación de las instalaciones de recursos de sequía”, tanto desaladoras como sondeos, especificando para las distintas instalaciones, “los usos y destinatarios de los recursos, la secuencia de volúmenes que se prevé movilizar cada mes, los costes de los recursos y el criterio previsto para la repercusión de esos costes, todo ello amparado por el decreto de sequía antes referido”.

Por último, Luengo estimó conveniente “contar con una programación de medidas y restricciones de suministro en el Segura por zonas, usos y orígenes del recurso, incluyendo las medidas de información pública y preaviso a los interesados”.

El consejero concluyó reconociendo que “nos encontramos ante una situación de extrema emergencia que hace más complicado el día a día del sector agrario, que ya sufre los incrementos del precio de la electricidad, los carburantes, los fertilizantes o los piensos, por lo que la ausencia de agua sería la puntilla a muchos años de sufrimiento”.