Las trampas de Arabia Saudí

43 camellos, sometidos a cirugía estética, han sido descalificados de un importante concurso de belleza

FOTO: Efe

En febrero de 2018, la Embajada de Riad me invitó a visitar Arabia Saudí. Antes de partir, ojeé las últimas noticias sobre ese reino del Golfo Pérsico. Me sorprendió que las dos primeras páginas de resultados de búsquedas de Google estaban dedicadas a un concurso de belleza de camellos en Rumah, al norte de Riad. ¿Y las detenciones de decenas de miembros de la familia real saudí en el Ritz-Carlton impulsadas por el príncipe heredero Mohamed Bin Salman (MBS)? ¿Y el conflicto con Qatar? Estos temas en internet quedaban sepultados por Míster Camello 2018.

Al parecer, algunos de los criadores saudíes que participaron en este lucrativo certamen anual habían abusado del bótox y la cirugía (en los camellos), por lo que una docena de ejemplares resultaron descalificados. Y claro, como bótox y camello deben ser dos palabras muy buscadas en España, el algoritmo aupaba estas noticias.

Estos días vuelve a la escena internacional el horrible asesinato del columnista saudí del «Washington Post», desmembrado en el consulado de Arabia Saudí en Estambul, por orden, según informaciones de la CIA, del propio Bin Salman. La viuda de Jamal Khashoggi lanzó una campaña para impedir que artistas como Justin Bieber cantasen durante el gran premio de Fórmula 1 celebrado en Yeda. Mientras que Francia acaba de detener a un ciudadano saudí con el mismo nombre que uno de los descuartizadores que estuvo en Estambul aquel atroz 2 de octubre de 2018…

Y, otra vez, los participantes en el Festival Rey Abdulaziz de los Camellos han vuelto a hacer trampas. Nada menos que 43 camellos fueron descalificados del concurso, que este año celebra su sexta edición. El comité de expertos halló a 16 animales con inyecciones de bótox así como 27 estiramientos faciales. Además, algunos habían sido sometidos a tratamientos para embellecer y alargar las pestañas. El jurado precisa mantenerse al día en reconstitución estética para poder detectarla en los camélidos. Así, ya sea por moda o porque se han vuelto expertos en cirugía plástica en camellos, este ha sido el año con más concursantes inhabilitados.

Si se busca Arabia Saudí en Google, los camellos con bótox es la mejor posicionada. Con todo, los titulares se entremezclan con Riad «prohíbe el estreno de West Side Story», o «el Barcelona jugará dos veces en Arabia Saudí».