Opinión

Una tragedia para los historiadores

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

Cumplidos 80 años del final de la contienda, la izquierda ha decidido quebrar el espíritu de concordia de los dos bandos de la Guerra Civil que hizo posible la Transición y el período más próspero de nuestra historia. Asistimos a una infame instrumentalización del dolor y la memoria de todos en pos de un puñado de votos que asegure el poder. Puede que llegue una victoria, pero no el honor, la dignidad y el respeto. La Guerra debe ser ya un objeto de estudio e investigación de los historiadores. Toca avanzar sin olvidar.