Las enfermeras se quejan de sus condiciones en Ifema

La Comunidad de Madrid prevé este lunes abrir el pabellón 7 de Ifema, lo que permitirá elevar el número de camas disponibles de forma paulatina en esta instalación provisional de cara a poder atender a unos 1.300 pacientes el miércoles o el jueves de la semana que viene.

Sin embargo, la sensación general es de caos y descontrol y aún quedan aspectos que mejorar. Atascos para la entrada del personal sanitario, hacinamiento en los vestuarios y el consiguiente riesgo de contagio y unas condiciones de higiene mejorables son algunas de las denuncias realizadas por las enfermeras que en estos días acuden a prestar sus servicios al hospital de campaña levantado en Ifema y que se ha convertido en el mayor de España.

“Hoy hemos esperado unos 40 minutos para poder recoger el pijama”, dice una de estas profesionales que hoy acudía a trabajar allí, a lo que añade, que "también se producen ‘atascos’ en las puertas del recinto ferial porque sólo abren una puerta″. No sólo eso, las condiciones en los vestuarios no son mucho mejores, con un hacinamiento evidente y el consiguiente riesgo de contagio entre las propias enfermeras.

3.000 contagiadas en Madrid

También desde el colectivo médico están llegando las quejas. “Siendo necesario el hospital de Ifema para descongestionar el resto de centros, sentimos manifestar el funcionamiento en estos momentos actuales”, alegan desde Amyts, sindicato mayoritario entre el colectivo médico de Madrid. “Nuestros compañeros en allí nos narran en primera persona la situación este mismo lunes donde están surgiendo varios problemas, como que sólo les dan una bata que no protege y una mascarilla quirúrgica. Ni FPP2, ni nada de nada. O que se han desmontado los parapetos donde se vestían y desvestían; que no hay planillas de turnos o que se ha desmantelando la zona de descontaminación”, continúan desde Amyts.

Según los datos del Ministerio de Sanidad, 9.444 trabajadores sanitarios se encuentran infectados, un 14,7% del total de contagios por coronavirus en España. Sólo en Madrid hay ya 3.000 enfermeras infectadas o con síntomas.

Los profesionales sanitarios están siendo el colectivo más golpeado por la pandemia debido a la falta de condiciones de seguridad adecuadas para el desempeño de su trabajo y de equipos de seguridad que les protejan de los posibles contagios, una situación que ha sido ampliamente denunciada tanto por médicos como enfermeras desde el principio de esta crisis.