Actualidad

España registra un repunte, con 430 muertes en las últimas 24 horas

Este ligero incremento respecto a ayer se debe al “efecto fin de semana”, pero continúa la tendencia descendente. Simón adelante que la desescalada será homogénea en todo el país

Thumbnail

Los martes la realidad sale a la luz y los datos desvelan la verdadera evolución de la epidemia. El balance de los domingos y los lunes reflejan los casos de los fines de semana y ya es conocido que en estos días se produce un retraso en las notificaciones de infectados y fallecidos que salen a la luz los martes. Por eso hoy se ha producido un repunte de ambos.

El Ministerio de Sanidad ha notificado 430 nuevas defunciones, que suman un total de 21.282 víctimas mortales por Covid-19 desde que estalló la epidemia en España. Pese a este ligero incremento respecto a ayer, cuando se comunicaron 399 fallecimientos, es una cifra que refrenda la tendencia a la baja y que rompe con el estancamiento de la semana anterior, cuando lo normal era sobrepasar los 500 muertos diarios."Aunque estos últimos días el número de fallecidos mejora, es una cifra que nos preocupa. Ayer estábamos por debajo de los 400 y es una barrera psicológica que siempre gusta bajar, aún así continúa la tendencia descendente", ha expuesto el director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón.

Enfermos por Covid por CCAA
infectados por covid en EspañaJosé Maluenda

Respecto a la curva de contagio, ha sufrido un incremento del 2% teniendo en cuenta que se han detectado 3.968 nuevos casos. “Sabemos que es martes y lo que pasa los fines de semana. Pero continúa la tendencia a la baja. Son 1.000 muertos menos que el martes de la semana pasada”, ha apuntado Simón. Sumando el total de los casos detectados con las pruebas PCR (194.516) y los detectados con los test de anticuerpos (9.636), un total de 204.178 personas se han contagiado en España desde que comenzó la epidemia. En el colectivo de profesionales sanitarios, los infectados ascienden a 31.788.

Los nuevos ingresados en UCIS y hospitalizados también reflejan ese descenso en la epidemia. El incremento ha sido de un 0,8% y un 1,2% respectivamente, “pero el 50% de ellos corresponde a una única comunidad”, ha aclarado el epidemiólogo. En este sentido, ha indicado que aunque la curva va descendiendo progresivamente, “hay comunidades donde se han producido incidencias importantes y otras donde la incidencia es muy baja, cercana a una situacion epidémica controlable”.

Las personas dadas de alta también continúan subiendo. En esta última jornada se han incrementado en un 2,4%, con lo que el total de curados es ya de 82.514 pacientes.

Retraso en el estudio de seroprevalencia

El Instituto de Salud Carlos III ha diseñado un estudio, a partir de un muestreo poblacional, para conocer cuántas personas se han contagiado y han desarrollado inmunidad contra el virus. Sanidad lleva diciendo un mes que comenzará “en las próximas semanas”, pero el hecho es que todavía no ha arrancado. El motivo de este restraso es que “es un estudio difícil y se han tenido que acometer variaciones en el procedimiento para garantizar la coordinación con las comunidades autónomas”, ha respondido Simón. “No tengo detalles del calendario propuesto, pero sí ha habido retrasos en el proceso de coordinacion con las comunidades”, ha apostillado. Este estudio de seroprevalencia es importante para saber cómo iniciar el proceso de desescalado, “pero no es el único parámetro”. Simón ha aclarado que “también es necesario saber la tranmisión real de la epidemia en este momento, el número bruto de casos y las capacidades asistenciales que tenemos ante el riesgo de nuevas ondas epidémicas".

Desescalada homogénea

Pese a que la incidencia de la epidemia es distinta en las diferentes comunidades autónomas (de hecho, en tres de ellas el incremento de la curva es superior al 2%), Fernando Simón ha advertido que el proceso de desescalado será homogéneo en todo el país. “Obviamente hay comunidades, o provincias e islas más concretamente, donde los riesgos de tranmisión son nulos o cercanos a nulos. La aproximación de la desescalada en esas zonas puede variar, pero hay que tener en cuenta que en la Península los territorios estás muy unidos y hay una movilidad importante”. Por eso, “hay que tener cuidado en identificar el tamaño geográfico en el que trabajar y la escala de tiempo en la que hacer ese tránsito. El mecanismo debe ser homogéneo”, ha concluído.