«Bajar unos kilos nos protege en caso de contagio de Covid-19»

Francisco Tinahones, presidente de la Sociedad Española de Obesidad, explica la peligrosa vinculación entre sobrepeso y coronavirus

-Sabemos ya que la obesidad añade riesgo a los pacientes Covid-19, pero ¿a todas las edades?

-Hay claras evidencias de que los factores que empeoran el pronóstico en pacientes de Covid-19 son la edad y la obesidad. En los jóvenes, en la gran mayoría, la sintomatología es leve, pero en los que su evolución se complica un porcentaje muy alto son sujetos con peso elevado. Por otro lado, en los que tienen edad más avanzada las complicaciones son mayores en los obesos, ya que se unen dos factores de riesgo que se potencian.

-¿De qué cantidad de sobrepeso estamos hablando?

-Es gradual, en función del grado de exceso de peso. En sujetos con sobrepeso sin alcanzar obesidad ya se observa un mayor riesgo de complicaciones al compararlos con los que tienen normopeso, pero a medida que vamos incrementado la severidad de la obesidad el riesgo aumenta. La mortalidad, la necesidad de ventilación mecánica y los ingresos en las UCIs son elevadísimas en los sujetos con obesidad mórbida (IMC >40).

-Durante el confinamiento muchos españoles han aumentado de peso. ¿Perder los kilos de más es una medida preventiva ante el Covid-19?

-Es fundamental prevenir el aumento de peso o descenderlo en caso de obesidad para garantizar la salud en un posible rebrote. Quienes sabían que la obesidad es un peligro importante en caso de infectarse por coronavirus han sido los que han subido menos de peso durante el confinamiento. Hay que concienciar a la población de que la obesidad no es un problema estético es una enfermedad que, además, hace que otras tengan peor evolución como es el Covid-19.

-¿El exceso de grasa se asocia a un estado pro-inflamatoro que aumenta ante la infección por el virus?

-Se ha comprobado que este estado hiperinflamtorio, que complica la evolución de Covid-19, es mas probable en sujetos con obesidad.