Italia permite a los niños salir a dar un paseo con un progenitor

Podrán salir a la calle en las proximidades de su domicilio, según un comunicado del Ministerio del Interior italiano

Vida diaria en Murcia durante el confinamiento
Los expertos defienden la necesidad de que los niños salgan a la calleMarcial GuillénEFE

Los niños italianos pueden salir a dar un paseo o a correr en las proximidades de su domicilio, siempre y cuando vayan acompañados de un progenitor. Así lo ha comunicado el Ministerio del Interior de Italia, que responde de este modo a las peticiones de la opinión pública de permitir que los menores pudieran salir de sus casas a pesar de las medidas de aislamiento por la pandemia del coronavirus. Expertos, psicólogos, padres, artistas y educadores, así como publicaciones especializadas, habían enviado misivas a las autoridades para que los pequeños pudieran salir una hora de sus casas. En ellas incidían en el hecho de que el confinamiento las 24 horas del día, muy a menudo en espacios reducidos, podría “a la larga hacer mucho daño a su salud, física y mental”, según indicaron profesionales en Lombardía.

La ministra de Igualdad de Oportunidades y la Familia, Elena Bonetti; la subsecretaria de Salud con responsabilidad en medicina para niños y adolescentes, Sandra Zampa, y el presidente de la Sociedad Italiana de Pediatría (SIP), Alberto Villani, habían escrito justo hoy una carta al ministro de Sanidad, Roberto Speranza presentando el problema de no permitir salir de casa a los niños.

"Hemos compartido con el ministro Speranza la necesidad de permitir que todos las personas en edad de desarrollo, es decir, menores de entre 0 y 18 años, puedan realizar actividades físicas y recreativas al aire libre, pero siempre acompañados por un miembro de la familia, respetando la distancia social".

Aunque asume que el respeto de las reglas de aislamiento ha salvado muchas vidas, también agrega que hay que "proponer reglas que los acompañen gradualmente en este momento, protegiendo sus derechos fundamentales junto con su salud y la de la comunidad".

Italia decretó el aislamiento de su población hace tres semanas debido a la pandemia, que ha causado 12.428 muertos y 105.792 infectados, y sólo se permite salir de casa para comprar bienes de primera necesidad o por motivos de salud o trabajo. Se permitía que las personas pudieran dar un paseo en la proximidad de su casas, pero solas, lo que excluía poder salir con los hijos.