¿Puedo contagiarme de coronavirus del baño de mi vecino?

Dos familias de Guangzhou fueron infectadas por otra con la que compartían tuberías de sus retretes, según científicos chinos

Investigadores recientes han demostrado la presencia de ARN de SARS-CoV-2 en muestras fecales de pacientes positivos en COVID-19, lo que aumenta la posibilidad de que la enfermedad se transmita con el uso de inodoros.. El análisis de las aguas residuales, tanto en la entrada de las depuradoras como en las alcantarillas de las ciudades, es un sistema de vigilancia de la evolución del brote adoptado por muchas ciudades.

Según un estudio reciente de la revista Science, la transmisión del SARS-CoV-2 a través de las tuberías de los edificios es posible. Y esta forma de contagio podría estar detrás del brote originado en un edificio residencial de la ciudad de Guangzhou (China), en el que cinco personas que vivían en el inmueble situado una planta más abajo, dieron positivo en coronavirus. Los investigadores señalan además, que la transmisión a través de los inodoros podría haber contribuido a la expansión de la pandemia en la ciudad de Nueva York.

En Guangzhou, las personas del piso 15 dieron positivo a finales de enero. Días más tarde, las de la 25 y el 27 también se contagiaron. Los científicos descubrieron que los infectados de los pisos superiores habían estado expuestos a aerosoles fecales, ya que los tres apartamentos compartían desagüe. Revisando las cámaras del edificio, constataron que ninguna de las tres familias había compartido ascensor.

Joseph G. Allen, de la Escuela de Salud Pública TH Chan de la Universidad de Harvard, cree que es posible. “No es algo de lo que a la gente le guste hablar”, escribió el experto en un artículo de opinión en The Washington Post. Allen cree que el caso de Guangzhou podría ser similar a lo ocurrido en Amoy Gardens, un bloque de apartamentos en Hong Kong donde más de 300 vecinos se contagiaron en 2003 por el virus SAR,. Los vecinos enfermaron al secarse el virus en los desagües y llegar a los apartamentos a través de los conductos de aire. Los científicos sugieren que el viento incluso pudo llevar los aerosoles a los edificios adyacentes.

¿Podría el COVID-19 haberse propagado a través de las tuberías en los rascacielos de la ciudad de Nueva York? Según los investigadores, depende de muchos factores y es casi imposible demostrarlo. Una persona enferma habría tenido que producir una gran cantidad de virus infeccioso, que habría tenido que llegar rápidamente a otras personas y en una dosis alta. También dependería del sistema tuberías del edificio y de su mantenimiento. En la ciudad de Nueva York la mayoría de los baños de los apartamentos no tienen desagües en el piso, pero aun así, hay otros desagües con sifones en forma de U, como los de las bañeras que sin un uso frecuente, podrían secarse y propagar el virus.