Desplome de las temperaturas con lluvia, fuertes vientos y las primeras nieves

El descenso del termómetro será “acusado y generalizado en la península y Baleares, especialmente en el noroeste”, donde las temperaturas pueden caer hasta 10 grados

Una masa de aire polar traerá a partir de mañana una brusca caída de las temperaturas, que podría quedarse “por debajo de los quince grados en la mitad norte y los valores serán inferiores en diez grados respecto a los normales de la época”, según ha avanzado Rubén del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Pero, además, el frente que atraviesa la Península traerá mucha lluvia, las primeras nieves del otoño en zonas de montaña y rachas de fuerte viento.

El anticiclón de las Azores “se va a ir robusteciendo y acercando a España”, a lo que se unirá un área de bajas presiones procedente de las islas británicas que se desplazará hacia el continente europeo. Este hecho va a provocar un cambio del tiempo, y debido a los vientos húmedos y fríos y la inestabilidad en capas altas de la atmósfera se producirán “precipitaciones intensas y persistentes” el viernes y el sábado en Galicia, las comunidades cantábricas (País Vasco y norte de Navarra sobre todo) y Pirineos.

La mayor parte de las nubes se acumularán en la cara norte de la cordillera Cantábrica, los Pirineos y el Sistema Ibérico, por lo que en ese lado de esas “murallas orográficas” lloverá frecuentemente, según Del Campo. Mañana podría también haber precipitaciones en puntos de Castilla y León y habrá tormentas en Cataluña y baleares. En el resto del país predominará el ambiente seco.

El descenso del termómetro será “acusado y generalizado en la península y Baleares, especialmente en el noroeste”, donde las temperaturas pueden ser de hasta 10 grados menos que hoy. De este modo, mañana se esperan temperaturas máximas por debajo de los 15 grados en amplias zonas de la mitad norte peninsular y algunos puntos de la Meseta norte, Navarra, Aragón registrarán hasta 10 grados menos de lo normal en esta época del año.

Nieve en cotas bajas

Las temperaturas nocturnas serán frías y podría helar en cotas altas de Pirineos, la cordillera Cantábrica y el Sistema Ibérico. “De hecho, aparecerá la nieve en esos sistemas montañosos en cotas que oscilarán entre los 1.400 y los 1.800 metros, pudiendo recogerse en el Pirineo oscense y el Pirineo de Lérida incluso 10 centímetros a partir de 1.400 metros, una cantidad inusual a cotas tan bajas recién estrenado el otoño”, añade Del Campo.

Por otra parte, otro de los fenómenos meteorológicos más destacados será el viento, que soplará mañana con rachas muy fuertes del noroeste en la mayor parte del país. Por este motivo las olas alcanzarán los cinco o siete metros y las rachas en tierra podrían superar los 90km/h en el Cantábrico.

Del Campo indica que el tiempo adverso tenderá a remitir en la primera mitad de la próxima semana, aunque las lluvias continuarán en el extremo norte de la península. En el resto del país brillará el sol y subirán las temperaturas.