Salud

Sanidad vacunará por edades en lugar de por colectivos concretos e incluye a personas de entre 45 y 54 años

Se mantiene la decisión de administrar una sola dosis de la vacuna a toda persona menor de de 55 años que ha pasado la infección con prueba antigénica o PCR positiva de infección por SARS-CoV-2

Thumbnail

El Pleno del Consejo Interterritorial de Salud va a dar previsiblemente hoy luz verde a la actualización de la estrategia de vacunación contra la Covid-19 que ha realizado la Comisión de Salud Pública. En ella, se aparca la inmunización por colectivos concretos y se apuesta por administrar las dosis por grupos de edad.

El texto, al que ha tenido acceso LA RAZÓN, subraya que “el principal riesgo de enfermedad grave y mortalidad por Covid-19 es la edad, especialmente los mayores de 80 y más años de edad, si bien desde los 60 años se ve un claro aumento”. Los expertos que han elaborado el documento priorizan la vacunación, tras los grandes dependientes, en las personas de 80 o más años. Tras ellos se administrarán los sueros en los que tienen entre 70 y 79 años, y después a los que tienen entre 60 y 69 años. Incluyen a continuación un grupo, el de los menores de 60 años con condiciones de riesgo alto por padecer enfermedad grave por Covid.19.

Para justificar tal decisión, la Comisión de Salud Pública recoge una estadística de letalidad por grupos de edad. En los mayores de 90 años esta alcanzó en enero el 23,21%, lo que significa que de cada cien que se infectaban ese porcentaje moría. En el mes de marzo, durante la primera ola, la tasa llegó a dispararse hasta el 50,20%, aunque luego disminuyó progresivamente. En junio, era de un 13,12%, aunque fue subiendo después poco a poco. A medida que la edad se reduce, la letalidad es menor. En enero, los menores de 45 años mostraban una del 0,02%, según el documento. El informe apuesta por vacunar a estos grupos de riesgo con los sueros de Pfizer y de Moderna. Propone en cambio usar los de AstraZeneca, menos efectivos, en sanitarios, podólogos, óptico-optometristas, dietistas y personas de entre 45 y 55 años.

El informe mantiene la decisión de administrar una sola dosis de la vacuna a toda persona menor de de 55 años que ha pasado la infección con prueba antigénica o PCR positiva de infección por SARS-CoV-2.

Además de evaluar la situación epidemiológica, que muestra un acusado descenso de casos con respecto a pasadas semanas en la mayor parte de la geografía española, el Ministerio de Sanidad pondrá también encima de la mesa la Estrategia Nacional contra el Cáncer y un documento par tratar de agilizar el tratamiento de las personas que padecen esta enfermedad en medio de la pandemia de Covid, después de que los especialistas detectaran retrasos importantes en los diagnósticos y los tratamientos, sobre todo la primera ola de la pandemia de Covid.

Tal y como adelanta LA RAZÓN, dicho documento apuesta por reactivar los cribados de detección de tumores y admite la posibilidad de que se prioricen la atención de unos pacientes de cáncer sobre otros en caso de falta grave de recursos motivada por posible saturación sanitaria ocasionada por la pandemia.

El informe propone en concreto “estratificar el riesgo de resultado de salud adverso en función del tipo de tumor, características de cada paciente y situación clínica, que permita tomar decisiones basadas en criterios acordados previamente para establecer prioridades de acceso a diagnóstico y/o tratamiento basándose en recomendaciones y consensos de sociedades científicas nacionales e internacionales. Se deberían revisar los ejemplos discutidos estos meses para establecer criterios compartidos que eviten la discusión caso por caso, siempre que nos encontremos en un contexto de escasez de recursos asistenciales”.