Salud

Fin a la variante india, británica o brasileña: así se llaman ahora las cepas del coronavirus

La OMS renombra a las nuevas cepas del coronavirus con letras del alfabeto griego con el objetivo de “no estigmatizar” a los países donde se detectan por primera vez

India registra récord de nuevos casos de COVID-19 con más de 75.000 en un día
Un sanitario toma una muestra de una niña para una prueba PCR en Nueva Delhi, este juevesSTREFE

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha anunciado un nuevo sistema para denominar las variantes del coronavirus que vayan surgiendo durante la pandemia. El objetivo es “que ningún país pueda ser estigmatizado por detectar y notificar variantes”, expresaba ayer la epidemióloga María Van Kerkhove. De este modo, la OMS ha acordado asignar etiquetas sencillas, fáciles de decir y recordar utilizando letras del alfabeto griego.

La primera en ser asignada con el nuevo sistema ha sido la variante notificada en Kent (Reino Unido), que ahora pasará a llamarse Alfa, mientras que la de Sudáfrica se llamará Beta, la brasileña “de manaós”, Gamma, y la india, Delta.

Variantes de preocupación
Variantes de preocupaciónOMS

Las etiquetas se eligieron tras una amplia consulta y la revisión de muchos sistemas de nombres potenciales. La organización convocó a un grupo de expertos de todo el mundo para que lo hicieran, entre ellos investigadores y autoridades nacionales con experiencia en nombramiento de sistemas, nomenclatura y virus existentes.

Estas etiquetas no sustituyen a los nombres científicos existentes (por ejemplo, los asignados por Gisaid, Nextstrain y Pango), que transmiten información científica importante y seguirán utilizándose en la investigación.

Variantes de interés
Variantes de interésOMS

Si bien tienen sus ventajas, estos nombres científicos pueden ser difíciles de decir y recordar, y son propensos a la información errónea, según la OMS. En consecuencia, las personas a menudo recurren a las variantes de llamada por los lugares donde se detectan, lo que es estigmatizante y discriminatorio.

Para evitar esto y simplificar las comunicaciones públicas, la OMS alienta a las autoridades nacionales, los medios de comunicación y otros a adoptar estas nuevas etiquetas.