Impresionantes imágenes de uno de los tubos lávicos del volcán de La Palma

El Instituto Volcanológico de Canarias muestra la salida de uno de los tubos que están conduciendo la lava hacia al mar

Thumbnail

La erupción del volcán de La Palma continúa con su mecanismo estromboliano, alternando y simultaneando fases de más explosividad. Siguen activos, al menos, tres centros de emisión en el cráter principal y uno en el lateral norte del cono.

Se han construido tubos lávicos que favorecen el drenaje desde el centro de emisión principal hasta el mar y se observa una disminución de la desgasificación y temperatura en la zona de fisuras, según se desprende del informe diario del Comité Científico del Pevolca.

“Para nosotros es una ventaja que existan uno o más tubos. La termografía nos dice que están allí, eso hace que no tengamos más problemas de ensanche de la colada de lava”, indicó el director del Pevolca, Miguel Ángel Morcuende.

El Instituto Volcanológico de Canarias (Involca) ha distribuido unas impresionantes imágenes que muestran la salida de uno de los tubos volcánicos que están conduciendo la lava hacia al mar.

Qué son los tubos lávicos

Los tubos de lava, o tubos volcánicos, son cuevas volcánicas, usualmente con forma de túneles, formados en el interior de coladas lávicas. Pueden adquirir una estructura simple de tubo lineal, o llegar a formar complejas redes de ramales interconectados, también a distintos niveles y con dimensiones que abarcan desde unos pocos centímetros hasta varias decenas de metros.

Se trata de un tipo de cueva muy común, pues el mecanismo de su formación es frecuente en la mayoría de coladas de lava. Esta especie de tubería, al llevar el magma bajo tierra, puede reducir la devastación de las coladas en la superficie.