El volcán de La Palma, cerca de la iglesia de La Laguna

Ha comenzado a emitir lava por un cono secundario y una de las coladas avanza en esa dirección

Cuando parecía haber una tendencia a la estabilidad en Cumbre Vieja, el escenario dio un giro de 180 grados. Tras aparecer el nuevo centro emisor al noreste del cono principal, el cráter que viene expulsando magma desde hace 72 días, se ha parado y toda la energía sale del nuevo foco que ya ha formado un cono secundario.

Ahora toda la energía se concentra en ese cráter secundario, que ha tenido la suficiente actividad en apenas un día para empezar a formar un cono anexo al principal, y que alimenta la nueva colada que se encuentra a 1,5 km de La Laguna. De hecho, todas las miradas están puestas en si llega a la iglesia de la localidad, que podría quedar arrasada en las próximas horas.

Además, de la actividad de este segundo cráter dependerá el alcance que pueda tener esta colada en el barrio de Los Llanos. Ya en alguna ocasión durante la erupción volcánica, el cráter principal paró de emitir lava durante algunas horas, pero posteriormente recuperó su actividad.

20 puntos de emisión

La directora del Instituto Geográfico Nacional en Canarias, María José Blanco, ha recordado en rueda de prensa que el proceso eruptivo es cambiante y que, tal y como se ha visto hasta ahora, se abren y se cierran bocas que pueden permanecer más o menos tiempo activas. Hasta 20 puntos de emisión ha tenido este volcán y se sigue sin descartar que se puedan seguir abriendo fisuras en el entorno del cono principal.

El Instituto Geográfico Nacional (IGN) ha localizado durante la madrugada del martes 121 movimientos sísmicos en La Palma, de los que uno ha llegado a magnitud 4,1, y se ha producido a las 6.42 horas en El Paso, a 40 kilómetros de profundidad.

Esto significa que la sismicidad vuelve a ser similar a la de “los días más complicados” del pasado mes de octubre, según explica en su cuenta de Twitter el vulcanólogo del IGN, Rubén López. Aunque, matiza: “afortunadamente, el tremor ahora es mucho más débil”.

121 terremotos

De los 121 terremotos localizados durante las primeras horas de este martes, 78 se han producido en el municipio de Fuencaliente, 42 en Mazo y 1 en El Paso, y las profundidades han oscilado entre los 9 y los 40 kilómetros.

El primer temblor de este martes se produjo a las 00:07 horas en Fuencaliente; fue de magnitud 3,1 y se produjo a 11 kilómetros de profundidad, mientras que el último, de magnitud 2,9, se localizó en Mazo y a 13 kilómetros de profundidad. Durante esta madrugada 10 movimientos sísmicos se localizaron en Fuencaliente entre las 05.04.42 y las 5.33.41 horas.

En el día de ayer, el Polideportivo Camilo León de Los Llanos de Aridane acogió una charla de técnicos del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico de Canarias (Pevolca) del Gobierno de Canarias, dependiente de la Consejería de Administraciones Públicas, Justicia y Seguridad, en la que se explicó a la ciudadanía cómo se realizan las mediciones de gases en las zonas de exclusión y evacuación, el plan de limpieza de cenizas en las áreas afectadas por la erupción de La Palma, así como otras dudas en la gestión de la emergencia trasladadas por los vecinos y vecinas afectados.

El director técnico del Pevolca, Miguel Ángel Morcuende, estuvo acompañado por representantes de los grupos operativos de la emergencia (Guardia Civil, Unidad Militar de Emergencias, Cuerpo General de la Policía Canaria, Policía Nacional y CECOPIN La Palma); la directora del Puesto de Mando Avanzado, Marta Moreno; la consejera de Emergencias del Cabildo de La Palma, Nieves Rosa Arroyo; el alcalde de El Paso, Sergio Rodríguez; la alcaldesa de Los Llanos de Aridane, Noelia García; el responsable de la Oficina de Atención a los Afectados por el Volcán de La Palma, Sergio Matos; así como representantes del Comité Científico, quienes respondieron las dudas de las personas asistentes en una charla que se emitió en directo por las redes sociales del Cabildo de La Palma.

Mediciones de gases

Morcuende explicó a las personas asistentes la diferencia entre las zonas de exclusión, que es la que se sitúa a 2,5 kilómetros en un radio alrededor del cono volcánico, y las zonas evacuadas por motivos de Protección Civil. Así mismo, el comandante Burgos, de la Unidad Militar de Emergencias (UME), aclaró que las tareas de mediciones de gases, que se hacen las 24 horas del día, permiten analizar la presencia de agentes tóxicos en las distintas áreas afectadas por la erupción. Entre estos agentes tóxicos están el CO2, el monóxido de carbono o el dióxido de azufre.

Los datos de estas detecciones diarias se pasan cada día al Puesto de Mando Avanzado para que interprete los resultados con ayuda del Comité Científico, que decide finalmente si se puede o no acceder a estas áreas. Burgos también resaltó que desde hace un mes hay bolsas de gases de manera casi permanente que están dificultando las tareas y el acceso en las zonas evacuadas, tanto para equipos de emergencia y científicos, como vecinos y vecinas.

El Consorcio de Seguros ya ha pagado 42,5 millones

El Gobierno ha celebrado este martes una nueva reunión de la Comisión Interministerial para la Ejecución del Plan Especial para la Reconstrucción de La Palma, con el objetivo de dar un nuevo impulso al paquete de medidas y ayudas destinadas a la recuperación de la isla ante la emergencia volcánica.

La reunión ha dado cuenta de la autorización, en el Consejo de Ministros de este mismo martes, de la aplicación del Fondo de Contingencia para financiar una ampliación de crédito, por un importe de 9 millones de euros, para atender a la concesión de ayudas a entidades locales, familias e instituciones afectadas por la emergencia volcánica en La Palma.

Al mismo tiempo, el Gobierno también ha aprobado en Consejo de Ministros una modificación del Código de Buenas Prácticas para el marco de renegociación para clientes con financiación avalada, que flexibiliza los requisitos para ampliar el vencimiento de las operaciones financieras con aval público.

Este nuevo impulso a la recuperación de La Palma refleja el compromiso del Gobierno de movilizar todos los recursos y esfuerzos necesarios para que los afectados por la crisis volcánica no tengan que empezar de cero y puedan recuperar la normalidad lo antes posible.