Estos son los principales errores que cometemos al beber cerveza y los diferentes vasos para consumirla

Mahou, Estrella Galicia, 1906, Alhambra, El Águila, Cruzcampo... Si queremos disfrutar de la experiencia de beber una cerveza en todo su esplendor, hay algunas cosas que deberíamos tener en cuenta.

Catas para probar cervezas artesanales españolas, valoradas internacionalmente
Catas para probar cervezas artesanales españolas, valoradas internacionalmente

Aunque somos uno de los principales países cerveceros del mundo, con un consumo aproximado de 417 cañas al año por habitante, solo superados por República Checa, 468. Lo cierto es que no todos tenemos una gran educación sobre el tema. Por ello, y para poder beberse una cerveza tranquilamente sin que el típico cuñado nos de “lecciones de vida”, desde LA RAZÓN hemos recopilado los principales errores que cometemos al beber cerveza y las diferencias entre los principales vasos donde podremos degustarla.

Mahou, Estrella Galicia, 1906, Alhambra, El Águila, Cruzcampo... Si queremos disfrutar de la experiencia de beber una cerveza en todo su esplendor, hay algunas cosas que deberíamos tener en cuenta.

Principales errores

Múnich celebra la fiesta de la cerveza más multitudinaria e internacional  del mundo.
Múnich celebra la fiesta de la cerveza más multitudinaria e internacional del mundo.
  • No debemos beber directamente del envase: Ni en botellas de cristal ni en latas, para disfrutar de la amplia gama de aromas, sabores y tacto en el paladar, debemos utilizar un vaso, en caso contrario, nos perderemos parte de la experiencia organoléptica.
  • Servirla correctamente: Si lo hacemos demasiado rápido o demasiado lento se producirá un exceso o un déficit de espuma, la cual protege al líquido de la oxidación. Para servirla de manera correcta debemos colocar el vaso a 45º y servirla con cuidado y sin meter el morro de la botella en el vaso. Por último, una vez que hayamos llenado tres cuartas partes del vaso, debemos colocar la copa en vertical y volcar lo que quede a una mayor altura, para que se forme espuma.
  • La temperatura: Aunque estamos acostumbrados a beberla fría, no todos los tipos de cerveza deben beberse a la misma temperatura. La rubia, por ejemplo, debe servirse a una temperatura entre cinco y ocho grados, mientras que la negra a unos ocho o doce.
  • No congeles el vaso: Aunque nos encante beberla en un vaso bien fresquito, sobre todo en verano, no es aconsejable, ya que la escarcha puede afectar la cerveza e incluso aguarla.
  • Cerveza y tapas: Maridar una cerveza con alimentos grasos, como los fritos, hace que el sabor se enmascare. Aunque evitar esto no es fácil, ya que renunciar a una tapa en España es ir en contra de nuestro ADN.

¿En qué vaso debemos beberla?

El consumo moderado de cerveza reduce el riesgo cardiovascular y la incidencia de enfermedades
El consumo moderado de cerveza reduce el riesgo cardiovascular y la incidencia de enfermedades

Aunque lo ideal es tener diferentes tipos de vasos según la cerveza que vayamos a beber, en caso de duda podremos optar por hacer uso de una copa de vino estándar.

  • Jarra: En este tipo de vaso, que es el rey de los bares, la espuma se va rápido, ayudando a mantener la cerveza fría.
  • Vaso Pilsner: En él podremos beber diferentes tipos de cervezas ligeras y suaves, como las lager. El vaso Pilsner es alto, delgado y cónico, permitiendo de esta forma contener la carbonatación mientras se aprecia su claridad y color, ayudando al mismo tiempo a incrementar la retención de espuma.
  • Vaso de pinta: Existen varios tipos de vasos de pinta, aunque el más común es el estadounidense. Es uno de los vasos más conocidos entre los cerveceros, su forma cilíndrica y simple, que se va ensanchando a medida que sube, favoreciendo la formación de espuma.
  • Vaso de tubo: Estos vasos facilitan la formación de espuma, potencian la malta y el lúpulo y concentran el sabor. Aunque también es apto para lagers, existen personas que prefieren beber este tipo de cervezas en un vaso Pilsner, que es algo más abierto.
  • Vaso Weizen: “Weizen” significa trigo en alemán, así que no deberemos ser Sherlock Holmes para averiguar que es utilizada para servir cervezas de trigo. Este tipo de vaso cuenta con un avellanado en la parte superior para controlar la espuma.
  • Copa tulipa: Este tipo de copa es perfecta para cervezas con cuerpo como las Strong Lager, Bock, Dopplebock, Especiales Belgas o Doble IPA. Aunque es una copa “todoterreno”, debemos evitar utilizarla en cervezas de trigo.
  • Copa teku: Esta copa es utilizada principalmente en las degustaciones de cerveza. Cuenta con un tallo fino y alto para no alterar la temperatura, como en el caso del vino. Permitiendo captar los matices de las diferentes cervezas y su correspondiente espuma.