La “Enfermedad X”: la OMS estudia 25 virus por temor a nuevas pandemias

El organismo convoca a más de 300 científicos para actualizar la lista de patógenos que podrían provocar epidemias internacionales graves

Un trabajador con traje protector camina frente a los avisos de cierre colocados en un café como parte de los controles de COVID-19 en Beijing.
Un trabajador con traje protector camina frente a los avisos de cierre colocados en un café como parte de los controles de COVID-19 en Beijing. FOTO: Andy Wong AP

Las enfermedades infecciosas han sido una de las más importantes causas de muerte en la especie humana a lo largo de la historia. La aparición de futuras pandemias es una amenaza real debido a la elevada variabilidad genética de los virus respiratorios, la falta de predicción de los cambios genéticos y la existencia de reservorios animales. Por ese motivo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) a comenzado a trabajar en la elaboración de una nueva lista de patógenos que pueden causar brotes o una próxima pandemia.

A partir de una reunión celebrada el pasado 18 de noviembre, la OMS ha convocado a más de 300 científicos que estudiarán más de 25 familias de virus y bacterias, así como la ‘enfermedad X’, que se incluye para indicar un patógeno desconocido que podría causar una grave epidemia internacional. El objetivo es orientar hacia dónde dirigir la inversión mundial y la investigación, especialmente en cuestión de vacunas, pruebas y tratamientos.

Michael Ryan, director ejecutivo del Programa de Emergencias Sanitarias de la OMS, ha declarado que “es esencial centrarse en los patógenos y familias de virus prioritarios para que puedan ser investigados y desarrollar las contramedidas necesarias a fin de dar una respuesta rápida y eficaz a las epidemias y pandemias”. “Sin las importantes inversiones en investigación y desarrollo realizadas antes de la pandemia de Covid-19, no habría sido posible desarrollar vacunas seguras y eficaces en un tiempo récord”, ha añadido.

La lista de patógenos bajo el microscopio de la OMS se publicó por primera vez en 2017 y el último ejercicio de priorización se realizó en 2018. El listado Incluye la COVID-19, la fiebre hemorrágica de Crimea-Congo, el ébola, el virus de Marburgo, la fiebre de Lassa, el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS), el síndrome respiratorio agudo severo (SARS), las enfermedades Nipah y henipavirales, la fiebre del Valle del Rift, el Zika y la ‘enfermedad X’.

Los expertos recomendarán una lista de patógenos prioritarios que necesitan más investigación e inversión. El proceso incluirá tanto criterios científicos como de salud pública, así como relacionados con el impacto socioeconómico, el acceso y la equidad. Se elaborarán hojas de ruta de investigación y desarrollo para los patógenos identificados como prioritarios, en las que se expondrán las lagunas de conocimiento y las áreas de investigación. Se espera que la lista actualizada se publique en el primer trimestre de 2023. También se determinarán las especificaciones deseadas para las vacunas, los tratamientos y las pruebas de diagnóstico, cuando sea pertinente. Además, los científicos harán un esfuerzo por trazar, recopilar y facilitar los ensayos clínicos para desarrollar estas herramientas.

“Esta lista de patógenos prioritarios se ha convertido en un punto de referencia para la comunidad investigadora sobre dónde centrar las energías para gestionar la próxima amenaza. Se ha elaborado junto con expertos en la materia y es la dirección acordada para saber dónde debemos invertir energía y fondos para desarrollar pruebas, tratamientos y vacunas. Agradecemos a nuestros donantes, como el Gobierno de Estados Unidos, a nuestros socios y a los científicos que trabajan con la OMS por hacer esto posible”, ha remachado la científico jefe de la OMS, Soumya Swaminathan.