MENÚ
sábado 25 mayo 2019
00:23
Actualizado

La NASA confirma que hay corrientes de agua líquida en Marte

  • Imagen de los surcos que, según los científicos de la NASA, evidencia la existencia de agua salada en Marte
    Imagen de los surcos que, según los científicos de la NASA, evidencia la existencia de agua salada en Marte
Madrid.

Tiempo de lectura 8 min.

28 de septiembre de 2015. 19:48h

Comentada
Madrid. 28/9/2015

La NASA ha obtenido evidencias de la presencia de agua salada en Marte. Concretamente, ha confirmado que este líquido es el causante de los conocidos como surcos lineales (RSL), presentes en las laderas de los cráteres en las estaciones más cálidas del planeta. Este hallazgo, publicado por 'Nature Geoscience', y anunciado en rueda de prensa por el director de ciencia planetaria de la NASA, Jim Green, se ha producido a través de las observaciones realizadas con el orbitador MRO de la NASA. Sus imágenes se han estudiado con CRISM, un espectrómetro de imagen que permite identificar los minerales y otros compuestos que hay en la superficie marciana.

MRO ha hecho un seguimiento de estos surcos durante años, lo que ha permitido determinar evidencias "de sales hidratadas" en "cuatro localizaciones diferentes" en las que se han formado RSL. De este modo, estos surcos "se deben a la actividad de agua salada", han confirmado los científicos.

Los datos obtenidos por la nave muestran los RSL analizados que se forman habitualmente en las latitudes medias del hemisferio sur del planeta en el verano de esta zona.

El hecho de que los RSL no permanezca todo el año ha llevado a la NASA a determinar que se trata de un flujo de agua líquida que se extiende como consecuencia de la llegada de las temperaturas más cálidas. Estos regueros se mueven cuesta abajo a través de las colinas y desaparecen con la baja de temperaturas.

El trabajo explica que las supervisiones con MRO determinan que los surcos se forman con mayor frecuencia en laderas orientadas al ecuador y en regiones que "van siguiendo al Sol".

Origen del agua

Los expertos explican que aún no se sabe el origen de este agua que forma los RSL, de hecho, extraña entre los expertos la extrema aridez en el entorno de estos surcos. Se baraja diversas posibilidades, como que el agua se formase en las capas subterráneas del planeta y que saliera 'a la luz' tras la fusión del hielo en el verano marciano, aunque existen datos que echarían abajo esta teoría.

Del mismo modo, apuntan a que el agua se pueda formar a través del vapor de agua expulsado por la atmósfera del planeta. En este caso tampoco está claro si Marte puede suministrar suficiente vapor de agua cada año como para crear los RSL. Tampoco se descarta la presencia de un acuífero.

La Agencia espacial norteamericana había convocado una rueda de prensa rodeada de mucho misterio y expectación, en la que detallaría un importante hallazgo científico relacionado con la exploración de Marte. La Nasa no había anticipado nada sobre el anuncio que van a realizar, pero las especulaciones ya apuntaban a la presencia del agua en el planeta Rojo. Para dar claridad a todo el misterio, la agencia espacial convocó una rueda de prensa en el Auditorio Webb James, sede de la agencia en Washington, para revelar un importante hallazgo científico que “resuelve el misterio sobre Marte”.

El panel de expertos que estará presente durante la comparecencia estará compuesto por científicos de alto nivel como el director de ciencia planetaria de la agencia, Jim Green, el científico principal del Programa de Exploración de Marte, Michael Meyer, y Lujendra Ojha, del Instituto de Tecnología de Georgia. Ojha, junto a Mary Beth Wilhelm, del Centro de Investigación de la NASA en Moffett Field, en California, y Alfred McEwen, investigador principal del Experimento Científico de Imágenes en Alta Resolución de la Universidad de Arizona, acaban de publicar los resultados de una investigación, lo que había suscitado especulaciones sobre el contenido del anuncio.

En su investigación, los tres científicos aseguraban lo que posteriormente anunció la NASA, que los análisis de imágenes recogidas por la sonda Mars Reconnaissance Orbiter, lanzada en 2005, demuestran que las rayas oscuras que aparecen por temporadas en la superficie de Marte corresponden a agua salobre que fluye por las laderas marcianas. Hay "evidencia espectral" de que las líneas en cuatro lugares diferentes de la superficie de Marte "confirman la hipótesis" de que se deben a la "actividad actual de agua salobre", aseguran en el estudio los investigadores.

La confirmación de la existencia de agua actualmente en Marte suscita preguntas sobre su procedencia y sobre sus posibles implicaciones pasadas o futuras respecto a la generación de vida en el planeta rojo, ya que el agua líquida es un requisito para la vida tal y como la conocemos.

Los científicos de la NASA ya habían determinado que Marte tuvo un océano hace unos 4.500 millones de años que ocupó el 19 por ciento del planeta, y que podría esconder bajo su superficie un depósito de agua o de hielo, pero la investigación de Ojha, Wilhelm y McEwen agregar nuevos datos en este sentido.

Libros de historia

No es la primera vez que la NASA genera tanta expectación en una conferencia de prensa. En 2012, anunció que la misión Curiosity había realizado un descubrimiento que "iría a los libros de historia". Al final, no se confirmaron los rumores, alimentados por las obras de ciencia ficción, sobre la existencia de vida extraterrestre, pero sí indicaron que se había encontrado agua en el planeta Rojo, lo que albergaba la experiencia de encontrar vestigios de la existencia de vida extraterrestre.

La Nasa ha anunciado su intención de enviar a un grupo de astronautas a Marte en 2030. Para la Agencia espacial, el planeta ojo es un destino importante para el descubrimiento científico y para la exploración robótica y humana. Su formación y evolución son comparables a la Tierra, lo que ayuda a aprender más sobre la historia y el futuro de nuestro planeta. Marte tenía condiciones adecuadas para la vida en el pasado y las exploraciones futuras pretenden buscar pruebas de la vida, que respondan a uno de los misterios fundamentales del cosmos: ¿Existe vida más allá de la Tierra?

Las misiones robóticas llevan estudiando Marte desde más de 40 años, pero ahora la NASA considera que ha llegado el momento de poner en marcha una expedición humana. Mientras tanto, los astronautas de la Estación Espacial Internacional trabajan para probar las tecnologías y sistemas de comunicación necesarios para misiones a largas distancias, incluido Marte. Además, también se analiza cómo cambia el cuerpo de los astronautas en el espacio, para intentar comprender y proteger la vida de los futuros expedicionarios.

Por ello, el próximo paso de la NASA es viajar al espacio profundo, Primero enviará una misión robótica para capturar y redirigir un asteroide en órbita alrededor de la luna. Los astronautas a bordo de la nave espacial Orion explorarán el asteroide en la década de 2020 y regresaán a la Tierra con muestras. Esta experiencia en vuelos espaciales tripulados más allá de la órbita baja de la Tierra ayudará a la NASA a probar nuevos sistemas y capacidades, como la Solar Electric Propulsión, que formarán parte de las misiones humanas a Marte. En 2018, se lanzará un cohete que servirá como campo de pruebas sobre sus capacidades.

Mientras tanto, el rover Curiosity continúa su labor en la superficie marciana, recogiendo y analizando muestras que ayuden a comprender mejor cómo sería la vida en Marte.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs