MENÚ
miércoles 18 septiembre 2019
15:13
Actualizado

La Universidad Carlos III cancela, tras autorizarla, una misa de inauguración de curso

La Universidad había cedido un aula pero tras las presiones de diferentes asociaciones ha decidido cancelar el acto.

  • Universidad Carlos III
    Universidad Carlos III / Archivo
Madrid.

Tiempo de lectura 2 min.

16 de octubre de 2018. 14:06h

Comentada
I. Trujillo.  Madrid. 16/10/2018

Ginés García Beltrán, obispo de Getafe, no ha celebrado finalmente una misa prevista por la Universidad Carlos III de Madrid, organizada por la asociación católica Totus Tuus UC3M y que ellos mismo habían anunciado a través Instagram.

La decana de la Facultad de Ciencias Sociales y Jurídicas de la Universidad Carlos III de Madrid, Rosa Rodríguez López, decidió ayer -tan solo unas horas antes- suspender la misa alegando que «podría impedir la normal realización de las actividades propias de la Universidad».

Desde la asociación Totus Tuus UC3M han explicado a LA RAZÓN que hace ya unas semanas pidieron un espacio en la Universidad para celebrar el acto inaugural, que se trataría de «una eucaristía con presentación de la asociación y un pequeño almuerzo en el que conocernos mejor en un ambiente festivo». Ante esta petición, la Universidad les comunicó que se le concedía el aula 10.2.12. para la ceremonia que sería celebrada por el obispo de Getafe. Si embargo, en la tarde de ayer, las múltiples presiones de otras asociaciones estudiantiles, con campaña incluida en las redes sociales, acabaron por llevar a la Universidad a suspender dicho acto.

Desde la asociación católica denuncian que la Carlos III ha cedido al chantaje de los intolerantes y advierten: «Si a una serie de asociaciones y/o estudiantes determinados actos públicos en la universidad (aún con el consentimiento de esta) no le parece de su agrado, bastará con amenazar con violentar el acto en cuestión para que este sea anulado. Ellos son los que al final decidirán qué actos tienen cabida y cuáles no en el espacio de la universidad en función de su afinidad con los mismos».

Miembros de la asociación de estudiantes católicos animan ahora a aquellos que les apoyan a reunirse de forma pacífica delante del aula, a la hora en la que estaba prevista la Eucaristía, para mostrar su desacuerdo con una decisión que «vulnera sus derechos».

Como era de esperar, este hecho no ha pasado inadvertido en las redes sociales que se han inundado de comentarios a favor y en contra. Mientras unos atacan a la Iglesia y reclaman laicidad, otros piden respeto y tolerancia. La polémica está servida.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs