La gripe A se cobra 29 vidas y mantiene a 540 personas hospitalizadas en estado grave

El virus de la gripe A ha acabado con la vida de 29 personas en España y, además, hay 540 casos graves hospitalizados. Las defunciones se han producido en 11 comunidades autónomas, el 83% de los pacientes eran mayores de 44 años y el 93% presentaba alguna enfermedad crónica subyacente, según recoge el informe de vigilancia de la gripe en España del Instituto de Salud Carlos III. La tasa actual de incidencia de gripe en la tercera semana de 2014 es de 283,1 casos por 100.000 habitantes. Se han incrementado, sobre todo, los casos entre los menores de 15 años y continua "el ascenso de la onda epidémica de la temporada", informa el Sistema de Vigilancia de la Gripe en España, dependiente del Instituto de Salud Carlos III. El 77% de los pacientes con gripe ingresados en España presentaban factores de riesgo, y un 29% de ellos con indicación de ser vacunados habían recibido la vacuna antigripal de esta temporada. Las quince comunidades que presentan epidemia son: Andalucía, Aragón, Asturias, Baleares, Cantabria, Castilla La Mancha, Cataluña, Castilla y León, Comunidad Valenciana, Extremadura, Madrid, Navarra, País Vasco, La Rioja y Melilla. La mayor actividad gripal se centró en el norte de España, sobre todo en el este de Asturias, norte del País Vasco, sur de Navarra y noroeste de Cataluña, así como en el centro de Castilla-La Mancha. El sistema de vigilancia de gripe ha detectado también dos brotes, uno por virus A no subtipado en un centro escolar de Baleares, con 10 afectados y otro en Cataluña, por el virus Ah3N2 en la segunda semana de 2014, en una residencia geriátrica, con 31 afectados. Seis residentes han necesitado hospitalización, pero ninguno ha ingresado en la UCI. La gripe tiene carácter de epidemia no sólo en España, sino también en Reino Unido y en Portugal, mientras que América del Norte y Canadá también están aumentando los casos. El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad concluye ante estos datos que "hasta la fecha la evolución temporal de la gripe está dentro de lo esperado para inviernos con circulación de virus similares".