MENÚ
lunes 21 octubre 2019
06:39
Actualizado

El gran viaje de Magallanes/ElCano

Hace 500 años comenzó la gran aventura de la primera circunnavegación del planeta para un viaje por el Atlántico y la Mar del Sur a fin de llegar a las Islas de la Especiería.

  • La Victoria, única nave–cargada de clavo, un inmenso tesoro—, decidió volver a España tras la muerte de Magallanes, atravesando el hemisferio luso por el inmenso Océano Índico, para llegar a Sanlúcar de Barrameda, de donde había partido.
    La Victoria, única nave–cargada de clavo, un inmenso tesoro—, decidió volver a España tras la muerte de Magallanes, atravesando el hemisferio luso por el inmenso Océano Índico, para llegar a Sanlúcar de Barrameda, de donde había partido.
true
Madrid.

Tiempo de lectura 2 min.

05 de julio de 2019. 11:30h

Comentada
Ramón Tamames Madrid. 5/7/2019

En el mes de agosto hará 500 años del comienzo de la gran aventura de la primera circunnavegación del planeta, que empezó en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) y duró tres largos años. La idea fue de Hernando de Magallaês (resentido con el Rey de Portugal), que se nacionalizó español y cambió su nombre a Magallanes, para en 1518 firmar con el Rey de España, Carlos I, las llamadas «Capitulaciones de Valladolid». Para un viaje por el Atlántico y la Mar del Sur, todo él en el hemisferio español del Tratado de Tordesillas (1494), a fin de llegar a las Islas de la Especiería (Molucas sobre todo), por aguas hispanas, sin interferir en el hemisferio luso. Carlos quería controlar el comercio de especias (desde la pimienta a la canela y el clavo), que prácticamente monopolizaban los lusos por sus rutas a la India y al Estrecho de Malaca. Magallanes murió en Filipinas y, por eso, la circunnavegación sólo fue posible cuando Elcano, comandante de la única nave ya disponible –la Victoria, cargada de clavo, un inmenso tesoro—, decidió volver directamente a España atravesando el hemisferio luso por el inmenso Océano Índico, doblando el Cabo de Buena Esperanza, y con solo una arriesgada escala en las Islas de Cabo Verde (portuguesas), para llegar a Sanlúcar de Barrameda, de donde había partido. Con la célebre expedición quedó claro que la Tierra es redonda, se vislumbró la línea de demarcación, antemeridiana del Tratado de Tordesillas, se españolizaron las Molucas (luego vendidas por Carlos V a Portugal en el Tratado de Zaragoza de 1529), y se confirmó la soberanía española en el Pacífico, llamado «The Spanish Lake». Sobre esa gran aventura y sus aspectos colaterales, versará el Encuentro «La primera circunnavegación Magallanes/Elcano» en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), Palacio de La Magdalena, Santander, los días 5, 6 y 7 de agosto. Para mayor información y para la pre-inscripción en dicho encuentro, pueden dirigirse al autor de esta columna (director del propio encuentro) encastecien@bitmailer.net.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs