«Hola, soy tu hígado», campaña en clave de humor para prevenir enfermedades hepáticas

El monologuista Goyo Jiménez dio el pistoletazo de salida a la campa;a
El monologuista Goyo Jiménez dio el pistoletazo de salida a la campa;a

Más de dos millones de personas en España, el seis por ciento de la población, sufre algún tipo de alteración hepática. Detrás del carácter asintomático de la enfermedad se encuentra la principal razón de su alta incidencia, por lo adoptar medidas de prevención resulta la mejor arma para prevenirlas. Para concienciar a la población Cruz Roja Española, en colaboración con Janssen, finaliza este fin de semana en Madrid su campaña nacional «Hola, soy tu hígado», puesta en marcha para promocionar, a través de monólogos humorísticos, hábitos de vida saludables y sensibilizar a la población sobre la importancia de cuidar el hígado y la necesidad de prevenir las enfermedades hepáticas. Mediante el formato de monólogo humorístico, se pretende llevar los mensajes a más de 9.000 personas en las principales ciudades de España. A ellas se suma el numeroso seguimiento que ha tenido a través de las redes sociales, especialmente en Youtube, Twitter, Facebook, el canal de televisión de Cruz Roja en Internet y la propia web de la campaña www.holasoytuhigado.com. El monologuista Goyo Jiménez fue el encargado, el pasado mes de octubre en Madrid, de dar el pistoletazo de salida a la campaña que, de la mano de su colega Txabi Franquesa ha pasado por Santiago de Compostela, Bilbao, Sevilla, Valencia y Barcelona y finaliza ahroa su primera etapa regresando a Madrid. Esta innovadora iniciativa, pionera en el campo de la prevención de la salud, tiene por objetivo «acercarnos, por medio del humor y con una sonrisa a un tema que puede ser árido y farragoso y así conseguir también que se adopten hábitos de vida saludables y de prevención», explica Juan Jesús Hernández, responsable del Plan de Salud de Cruz Roja Española.

Entre las principales enfermedades hepáticas en España se encuentran las originadas por el consumo de alcohol, el denominado hígado graso, trastornos metabólicos y las hepatitis virales, en concreto la hepatitis C como la más frecuente y que afecta a 700.000 españoles. La hepatitis C crónica suele contraerse bien por vía parenteral, a través de la sangre, o por contacto sexual con una persona ya infectada por el virus C, de ahí que sea preciso, «impulsar campañas informativas sobre las vías de contagio, así como iniciativas que fomenten la prevención, alertando sobre las prácticas de riesgo», advierte el doctor José Luis Calleja, hepatólogo del Servicio de Gastroenterología y Hepatología del Hospital Puerta de Hierro de Majadahonda en Madrid.