Antonio Ozores

Del veraneo «patriótico» a la invención de la playa

La mejora de la red vial en los años 20 facilitó el disfrute durante los meses de vacaciones del interior de España e inauguró la pasión por la costa como destino, que luego, tras la autarquía franquista, se llenaría de extranjeros y bikinis

Los pasionales y malogrados amores de dos hermanas: Terele Pávez y Emma Penella

Hermanas tan iguales y tan distintas. Con un carácter tremendo y tormentosas relaciones. La actriz, que falleció el sábado, vivió al límite y también quiso de la misma manera a los hombres que la marcaron, como el pintor Rafael Ruiz Balerdi y el editor José Benito Alique

Votos y destape

El chupete por Alfonso Ussía

La carretera por Alfonso Ussía

Luis Del Olmo por Alfonso Ussía

Ha vivido por y para la radio, y alcanzado una maestría intransferible

Tony Leblanc por Alfonso Ussía

Buen desayuno

Blak: «No estoy triste me he ido poco a poco»

Me dijo una vez Fellini que los actores que no son gays hacen mejor de mariquitas que los que lo son. Blaki está de acuerdo.

Emma Ozores: «No me veo tan buena soy normal de la marca Ozores»

Actuó en «¡Qué gozada de divorcio!», que LA RAZÓN regala el próximo viernes

Lo que tuvo que servir por Lluís FERNÁNDEZ

Bravo Luis

Los pasionales y malogrados amores de dos hermanas: Terele Pávez y Emma Penella

Hermanas tan iguales y tan distintas. Con un carácter tremendo y tormentosas relaciones. La actriz, que falleció el sábado, vivió al límite y también quiso de la misma manera a los hombres que la marcaron, como el pintor Rafael Ruiz Balerdi y el editor José Benito Alique

Juanito Navarro vida y muerte de un cómico

Desde los 21 años. Toda una vida. Juanito Navarro. Él, como otros de sus compañeros de entonces, pertenece a una estela de cómicos impregnados de esa naturalidad, hoy tan inusual, que da formarse lejos de la tutoría de ningún profesor de escuela dramática.

Juanito Navarro: «Los papeles dramáticos son lo mío»

El concepto popular cobra todo su sentido en la figura de Juanito Navarro. Es famoso, es actor del pueblo y para el pueblo, y ha estado siempre, y está, al alcance de todos los españoles, como el No-Do. Ha sido, y es, la parodia con boina y tirantes de la España eterna y profunda en los escenarios, el cine y la televisión