El importante papel de los profesionales tecnológicos en la era post-covid-19

Para poder cubrir las nuevas necesidades surgidas a partir de la crisis de la COVID-19 es preciso contar con gente que lidere esta transición hacia nuevos modelos de trabajo y desempeño profesional. Actualmente, los profesionales tecnológicos tienen un enorme reto entre sus manos

La transición hacia nuevos modelos productivos postcovid va a requerir el liderazgo de los profesionales tecnológicosBanco SantanderBanco Santander

Un nuevo escenario como el que ha dejado el coronavirus requiere de nuevos enfoques, nuevas herramienta y nuevas destrezas para mantener tanto nuestra actividad profesional como social, económica, cultural o financiera. De igual manera que nos hemos ido adaptando a todos aquellos cambios que hemos experimentado a lo largo de la historia, la realidad postcovid que se nos presenta va a requerir de altas dosis de adaptación.

Algunas de ellas nacen de manera natural; por ejemplo, la gran mayoría de nosotros hemos recurrido a herramientas y aplicaciones de videoconferencia para mantener el contacto con nuestros seres queridos, sin importar si éramos expertos en su uso o si conocíamos todas sus funcionalidades. La ocasión así lo requería y es un argumento más que válido a la hora de comenzar a utilizarlas.

Sin embargo, cuando trasladamos esta problemática al entorno laboral, la situación es mucho más compleja. La digitalización de los procesos que ya estaba en marcha en la mayoría de las empresas ahora va a acelerarse como consecuencia de la disrupción digital que ha traído la crisis del coronavirus. , Se trata de un cambio necesario para poder mantener la actividad productiva y a reducir el impacto negativo que puedan generar situaciones de excepcionalidad como la vivida durante el estado de alarma.

Por lo tanto, la demanda de perfiles profesionales contemplará una fuerte apuesta por aquellas destrezas, habilidades y competencias que ayuden al empleado a desenvolverse con mayores garantías en el ecosistema digital. Este cambio también es susceptible de ser utilizado para aquellos empleados que ya formen parte de una estructura organizativa, quienes deberán ser formados en competencias digitales con el mismo fin.

Líderes tecnológicos del cambio

El profesional tecnológico es, a día de hoy, el epicentro donde se canaliza esta transición hacia modelos basados, predominantemente, en el entorno digital. El potencial de estos nuevos entornos que aprovechan la tecnología y el uso de Internet es casi ilimitado; prueba de ello es que podemos hacer casi cualquier cosa desde nuestro smartphone o tableta: hacer un pedido de productos alimentarios, una transferencia en pocos minutos…

El sector bancario y financiero, al igual que el resto de áreas de negocio, debe asumir esta metamorfosis con la incorporación de perfiles profesionales altamente tecnológicos, que les permita seguir ofreciendo los productos y servicios acordes a las necesidades de sus clientes. Esta digitalización constituye un punto de fricción que puede determinar el éxito o fracaso de una empresa en la actualidad.

Tal y como afirma Sonia Sánchez Sansegundo, Agile Coach de Banco Santander, el reto ha sido superado con amplia ventaja, gracias a su apuesta por el talento joven y la innovación: “La banca siempre ha estado en la vanguardia tecnológica, y ahora más que nunca la competencia es más feroz, por lo que no es que el talento tenga cabida, es que es imprescindible para el futuro del banco.”

En este sentido, Banco Santander sigue apostando por facilitar más la relación con sus clientes, cubriendo todo tipo de productos y servicios según las necesidades de los usuarios. Por ello, la entidad bancaria incorporará 3.000 profesionales con perfil tecnológico en todo el mundo a lo largo de este año con el objetivo de acelerar su transformación comercial, tecnológica y digital, posicionándose como un referente a nivel mundial en cuanto a servicios financieros en una plataforma abierta.

“Creo que todo el mundo ya lo sabe, vamos a ser la mejor plataforma abierta de servicios financieros, el reto es interesantísimo y tenemos claro que para conseguirlo necesitamos dar lo mejor de nosotros mismos y rodearnos del mejor talento”, asegura Sonia.

Los profesionales seleccionados se incorporarán a las diferentes áreas de desempeño dentro de la división de Tecnología y Operaciones: agile, plataformas y APIs (interfaz de programación de aplicaciones), cloud (nube), data, network (redes), DevSecOps (equipos de desarrollo, seguridad y operaciones), Inteligencia Artificial (AI), desarrollo de software (software development), arquitectura empresarial (enterprise architecture) y ciberseguridad.

Dirk Marzluf, responsable de Tecnología y Operaciones de Grupo Santander, corrobora el papel crucial que van a tener estos futuros profesionales, a los que les dota de enorme responsabilidad en la estrategia que va a seguir la entidad: “Vamos a incorporar a nuestros equipos profesionales que aporten nuevas habilidades tecnológicas y que busquen nuevos retos. Trabajarán de lleno en la transformación”.

Be Tech! with Santander

Este compromiso de Banco Santander con la digitalización, sumado a la necesidad imperante de incorporar perfiles profesionales tecnológicos, ha llevado a la entidad a poner en marcha la iniciativa Be Tech! with Santander, una web de empleo que ha sido creada para la captación y contratación de este tipo de trabajadores, procedentes de las carreras STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas).

La organización es consciente de que, además de contar con tecnología de vanguardia, es preciso contar con gente que esté preparada en áreas específicas para tratar de maximizar los resultados. “Contar con la mejor tecnología no solo es tener lo mejor en infraestructura, aplicaciones y procesos, sino también contar con los mejores, el talento más innovador. Tenemos un equipo excepcional en Santander y con la incorporación de más personas al equipo en todos nuestros mercados aceleraremos nuestra transformación digital y tecnológica”, afirmó la presidenta de Banco Santander, Ana Botín, en el lanzamiento de Be Tech!

Para Sonia Sánchez, la transición hacia esta “nueva normalidad” pasa por sacar el máximo partido a una cultura de innovación y transformación continua y colectiva. De forma contraria a la percepción de la banca tradicional como poco flexible y ágil, Banco Santander fomenta las tecnologías punteras a través de sus proyectos en tecnología, pero también de su apuesta por perfiles novedosos como Sonia: “Soy una afortunada al haber podido basar mi progresión profesional en el aprendizaje de trabajar con increíbles profesionales del grupo en diferentes geografías.”

Hoy, incluso dedica unas palabras al talento del futuro: “Estamos en un momento lleno de oportunidades para tu desarrollo: en Santander, podrás enfocar tu desarrollo y sacar más partido a tu potencial, en función de tus intereses profesionales.”

Conocedores de que la banca del futuro está en una edad incipiente, la apuesta de Banco Santander y de su presidenta es clara: “Estamos desarrollando el futuro de la banca. No se trata solo de tecnología, sino que también es una nueva forma de pensar y abordar los problemas. Una nueva forma de trabajar y comprender el mundo”.