La Policía Nacional alerta: ni se te ocurra abrir este mensaje, bórralo de inmediato

El último gran ‘hit’ de la ciberdelincuencia se descubrió hace apenas una semana

La Policía Nacional alerta: ni se te ocurra abrir este mensaje, bórralo de inmediato
La Policía Nacional alerta: ni se te ocurra abrir este mensaje, bórralo de inmediatoServicio Ilustrado (Automático) CHRISTIAN WIEDIGER / UNSPLASH

Es probable que, en los últimos días, hayas recibido un aviso de que un paquete a tu nombre está al llegar. Hasta aquí todo correcto. De hecho, es algo de lo más normal teniendo en cuenta que, como consecuencia de la pandemia de covid-19, este forma de comprar se ha impuesto por encima de otras. El problema surge cuando dicho mensaje no está emitido por la agencia transportista de turno, aunque todo parezca indicar que sí.

El último gran hit de la ciberdelincuencia se descubrió hace una apenas una semana. Desde entonces, no ha hecho más que correr como la pólvora, hasta el punto de que la Policía Nacional ha tenido que alertar sobre su peligrosidad en las redes sociales. “FedEx: Tu envío esta por llegar, rastréalo aquí”, recoge el citado mensaje, que alberga un link fraudulento con el que intentan engañar a las víctimas y le obligarán a instalar un software malicioso si quieren conocer la ubicación de su pedido.

Si alguna vez has recibido un texto de estas características, ya conoces de primera mano el smishing. Esta técnica consiste en el uso de SMS para conseguir información personal de un usuario y hacer un uso fraudulento de ella. Lo normal es que se trate de datos relacionados con tu cuenta corriente o tarjeta de crédito para poder acceder a tu dinero.

La diferencia con el phishing es el medio por el que se comete el fraude: mientras que este último se practica a través del correo electrónico, el primero se hace con SMS. El objetivo es engañar a la víctima para que abra un archivo adjunto cargado de malware o para que pinche en un enlace malicioso. No es un fenómeno nuevo, pues apareció por primera vez en 2008, pero ahora se ha incrementado gracias al uso de aplicaciones de mensajería como WhatsApp. Algunos ejemplos de mensajes son:

  • “Estamos confirmando que se ha dado de alta para un servicio de citas. Se le cobrará dos euros al día a menos que cancele su petición: www.xxxx.com”.
  • “El cheque es preparado para usted. Favor gracias de llamarnos para completar las informaciones al número xxxx”.
  • “Hola. Anoche lo pasé muy bien contigo. Favor llámame al xxxx para quedar”.

¿Qué hacer?

Hay que tener en cuenta que, en los últimos años, han proliferado este tipo de ciberdelitos por lo fácil que es caer y pinchar en ellos. Según los últimos datos publicados por el Ministerio del Interior, en 2019 los delitos en Internet aumentaron más de un 35% con respecto al año anterior, la inmensa mayoría relacionados con el fraude informático.

Dado el auge que está experimentando el mensaje que se hace pasar por FedEX, la Policía Nacional ha vuelto a insistir: “Mucho cuidado. Si lo recibes, bórralo”. Así de sencillo. Es la única forma de evitar pinchar en él. Pues si lo haces y descargar el malware, entonces estarás dando acceso a los hackers a tu teléfono. ¿Con el objetivo? Robar tus datos bancarios, tus contraseñas, tus contactos, tus imágenes...