Toros

El toreo, para todos y muy de cerca

Dávila Miura dirige el Curso de Aficionados Prácticos, que se celebrará el próximo fin de semana en Madrid

Una aficionada práctica en un curso celebrado en la Real Maestranza de Sevilla
Una aficionada práctica en un curso celebrado en la Real Maestranza de Sevilla

Sentir la magia del toreo desde la propia experiencia significa poder comprender lo que se observa y percibe desde los tendidos.

Los días 13, 14 y 15 de junio, el Curso de Aficionados Prácticos ha preparado una nueva cita en la capital, con la colaboración especial de Diego Urdiales. En esta ocasión, el curso se desarrollará en la plaza de toros de la Candelaria en Valdemorillo y en la finca Cuarto Carretero de El Escorial. Aquellos aficionados que quieran adentrarse en la tauromaquia, aprender y demostrar las distintas suertes del toreo podrán hacerlo de la mano del diestro sevillano Eduardo Dávila Miura, del escritor Rafael Peralta Revuelta y de su equipo de profesionales.

El objetivo de este curso, cuyo formato es de fin de semana, es preparar a distintas personas que comparten la pasión por la tauromaquia. Rafael Peralta, escritor y director de comunicación del curso, recuerda a los futuros alumnos que «lo más importante es que este curso no requiere ningún tipo de conocimiento previo».

Rafael Peralta recuerda que aún está abierto el plazo de inscripción, aunque reconoce que quedan las últimas plazas disponibles. Asegura que «no hay límite de edad. Normalmente se apuntan jóvenes entre 15 y 16 años en adelante, aunque hay alguna excepción para niños más pequeños que quieren inscribirse y lo hacen acompañados de sus padres».

Durante los cinco años que han pasado desde la creación de esta asociación, Peralta subraya que «en los cursos ha habido ya más de 1.500 personas, de 18 o 19 nacionalidades distintas». Incluso, destaca, que «hemos tenido alumnos norteamericanos que han volado a Madrid exclusivamente para realizar el curso». La principal idea al crear el curso fue «recuperar la figura del aficionado práctico que se había perdido e inculcar los valores de la tauromaquia, superación, éxito, responsabilidad, y acercarlos a la sociedad actual. Normalizar la situación porque la tauromaquia tiene mucho que aportar».

Entre las actividades se encuentra la visita a la ganadería de Baltasar Ibán donde podrán conocer de primera mano las peculiaridades de este ganado y una tienta en la ganadería de Tomás Entero, respecto a lo que Rafael Peralta señala: «el 99% de los alumnos que han pasado por los distintos cursos han toreado siempre, salvo alguna lesión». Después del tentadero, el invitado especial de este evento, Diego Urdiales, ejecutará una clase magistral dedicada a todos los presentes..