• 1

El autoexigente propósito de Zuckerberg para 2018

En su post con los propósitos para el nuevo año, admite que la empresa comete «demasiados errores» y se compromete a «arreglar juntos nuestros asuntos»

  • Mark Zuckerberg, en una de sus comparecencias
    Mark Zuckerberg, en una de sus comparecencias / AP
Ernesto Villar Madrid.

Tiempo de lectura 4 min.

08 de enero de 2018. 06:29h

Comentada
Ernesto Villar Madrid. 8/1/2018

El responsable de Facebook, Mark Zuckerberg, se ha marcado un propósito para el nuevo año: corregir los errores del anterior. En su tradicional post en su propia red social, el fundador y CEO se ha mostrado más crítico que nunca con el funcionamiento de su propia empresa, ha admitido errores y ha lanzado un ambicioso compromiso: «2018 será un año serio de auto-mejora y estoy esperando aprender de trabajar para arreglar nuestros asuntos juntos».

Al margen de los resultados económicos de la empresa, que siguen viento en popa, los últimos doce meses han dado bastantes quebraderos de cabeza a Facebook, especialmente por las acusaciones cada vez más generalizadas de que es un altavoz para noticias falsas y campañas orquestadas por intereses políticos.

De manera recurrente, la red social ha ido anunciando medidas con las que pretende poner coto a esta tendencia, que afecta también a otros gigantes de internet. El propio Zuckerberg se ha encargado de anunciarlas en alguna ocasión.

En este contexto, el directivo admite que «Facebook tiene mucho trabajo que hacer, ya sea proteger a nuestra comunidad del abuso y el odio, defender contra la interferencia de los estados nacionales o asegurarse de que el tiempo empleado en Facebook es un tiempo bien gastado».

Por ello, y frente a otros compromisos anuales más lúdicos y superficiales -«cada año me hago cargo de un desafío personal para aprender algo nuevo, como visitar cada estado de los Estados Unidos, correr 365 millas, construir una inteligencia artificial para mi casa, leer 25 libros o aprender mandarín»- el propósito en esta ocasión es mucho más serio.

«Mi desafío personal para 2018 es centrarme en la fijación de varias importantes cuestiones -escribe en su post-. No vamos a prevenir todos los errores o abusos, pero actualmente cometemos demasiados errores para hacer cumplir nuestras políticas e impedir el uso indebido de nuestras herramientas. Si tenemos éxito este año entonces vamos a terminar 2018 en una trayectoria mucho mejor».

«Una de las cuestiones más interesantes de la tecnología en este momento es la centralización frente a la descentralización. Muchos de nosotros nos hemos metido en la tecnología porque creemos que puede ser una fuerza de descentralización que pone más poder en manos de la gente -añade-. Pero hoy, mucha gente ha perdido la fe en esa promesa. Con el surgimiento de un pequeño número de grandes empresas de tecnología mucha gente ahora cree que la tecnología sólo centraliza el poder en lugar de descentralizar».

Para revertir esta tendencia, Zuckerberg quiere contar con herramientas como las criptomonedas, que «toman el poder de sistemas centralizados y lo ponen de nuevo en manos de la gente». Y eso pese a que, admite, son armas «difíciles de controlar». «Estoy interesado en profundizar y estudiar los aspectos positivos y negativos de estas tecnologías, y encontrar la mejor manera de utilizarlas en nuestros servicios», concluye.

Contenido relacionado

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs